Siempre he querido representar a mi ciudad Llega la semana fallera y Verónica ve cómo se acerca el momento que tanto ha soñado y esperado, el de lucir su banda y cargo por las calles de Oliva, su ciudad. Hasta este momento ya ha vivido muchos actos, visitas, desfiles y asegura que todas han sido “maravillosas”. Ahora solo espera poder disfrutar de todos los minutos que le quedan por delante y representar a su ciudad “como se merece”. ">

Verónica Molina García, Fallera Mayor de Oliva


Viernes, 14 de Marzo de 2014

 
Verónica Molina García, Fallera Mayor de Oliva
Siempre he querido representar a mi ciudad

Llega la semana fallera y Verónica ve cómo se acerca el momento que tanto ha soñado y esperado, el de lucir su banda y cargo por las calles de Oliva, su ciudad. Hasta este momento ya ha vivido muchos actos, visitas, desfiles y asegura que todas han sido “maravillosas”. Ahora solo espera poder disfrutar de todos los minutos que le quedan por delante y representar a su ciudad “como se merece”.
¿Cómo has vivido el reinado hasta ahora? 

Con mucha intensidad, mucha emoción e ilusión. Cada acto al que hemos asistido lo hemos vivido de manera muy intensa, tanto mi Corte como yo.  

¿Qué significa para ti ser Fallera Mayor de Oliva? 

Significa que he cumplido un sueño, siempre he querido representar a mi ciudad, con mucha responsabilidad y mucho orgullo, ya que es la fiesta por la que vivo.  

¿Qué acto te ha gustado más? 

Me resulta muy difícil responder, todos han sido especiales por algún motivo, todos han sido emotivos, pero me quedo con mi presentación, la presentación de mi Comisión, en la que me hicieron un pequeño homenaje, y por último también me encantó la Crida, fue preciosa, una experiencia inolvidable. Las visitas fuera han sido muy especiales, siempre las recordaré, momentos muy únicos. 

¿Cómo se viven las Fallas en Oliva? 

Se caracterizan por su sencillez, la familiaridad, somos todos un equipo. Somos pocas fallas y resulta todo muy acogedor.  

¿Qué es lo que esperas con más ilusión? 

En general todo lo que queda, pero tal vez la Ofrenda, ya que, siendo componente de la Comisión siempre he esperado ese día para entregar el ramo, pues este año imagino que será más emotivo. 

Un deseo para estas fiestas. 

Que todo el mundo fallero de Oliva, viva sus mejores Fallas, unas Fallas inolvidables, que haya mucha hermandad, alegría y felicidad. Estoy muy feliz, imaginaba que todo esto era especial, pero lo es mucho más.