Entrevista a Félix Martínez, gerente de Taller de Félix


Viernes, 5 de Agosto de 2016

 
Entrevista a Félix Martínez, gerente de Taller de Félix
“Los talleres de hoy  en día han cambiado mucho para adaptarse a las exigencias del mercado”
Están en el polígono del Real de Gandia, es blanco con la parte superior amarilla “para ser bien visibles” . Es un taller multimarca en el que ahora mismo trabajan seis personas para atender desde el desperfecto más pequeño en la carrocería hasta la avería mecánica más importante, con una máxima, la calidad en el trabajo, el trato y sobre todo buscando la satisfacción del cliente. En constante mejora y formación, están implantando técnicas tanto mecánicas como comerciales que les convierte en uno de los talleres más exigentes y fiables del momento con servicios hasta hace poco impensables en un taller, “de los de toda la vida”. Félix nos cuenta todas sus características en esta entrevista.

¿Quiénes sois y qué hacéis?
Somos un taller multimarca especializados en chapa y pintura, aunque hace un tiempo hemos incorporado también la atención mecánica, por lo que hacemos todo lo que necesita el vehículo en cada momento, pasar la ITV, revisiones rutinarias, reparaciones, etc. Somos un equipo de profesionales dedicados al cuidado del vehículo.

Es decir, que reparáis desde una rayita en el coche hasta un siniestro más grave o una revisión rápida para irnos tranquilos de vacaciones
Exacto, siempre es importante tener el vehículo a punto, pero lo cierto es que si estamos pensando en irnos de vacaciones, es todavía más importante revisar los niveles, los neumáticos y comprobar y  que tenemos la ITV al día. Nos encargamos de todo eso y claro, también de las reparaciones más serias ya sea por avería o por siniestro

Qué significa Taller multimarca, porque no sabemos muy bien se eso es garantía o es mejor un servicio oficial
Lo cierto es que al ser taller multimarca estamos obligados a pasar revisiones y actualizaciones constantes, lo que siempre es una garantía para el cliente. Pasamos certificaciones, trabajamos con todas las compañías de seguros, lo que también es otra garantía añadida, aunque somos taller oficial de tres compañías, Allianze, Generali y Mapfre.

Es decir, ofrecéis garantías para todos los vehículos
Sí, y además pertenecemos a una red de talleres que se llama five star a nivel nacional y damos garantía de por vida, es decir, 10 años de vida útil de un vehículo que es algo que no da ahora mismo nadie más. Esto en lo que se refiere a chapa y pintura, pero lo cierto es que tenemos también garantía en las reparaciones mecánicas. Somos profesionales y por eso nuestro mayor empeño es que el vehículo quede como nuevo y sobre todo que el cliente sepa que cuando viene a nosotros queda con una satisfacción garantizada.

Con todo esto, lo mejor siempre es reparar las pequeñas averías y defectos de chapa antes que esperar más tiempo y encontrarnos con sorpresas como el óxido
Sí, definitivamente lo mejor es ir reparando poco a poco, conforme tengamos los desperfectos, porque es mucho más fácil y por tanto barato reparar una pequeña rozadura o una pequeña abolladura que no tener que reparar todo el coche, que siempre encarece más. Además hay que tener en cuenta que los coches modernos tienen muchas piezas que son de plástico, por lo que nos podemos encontrar que si esperamos en lugar de reparar pronto una pequeña grieta acabe con el tiempo, convirtiéndose en un problema que obligue a cambiar la pieza, o incluso a pintar todo el vehículo porque aparezca óxido, así que cuanto antes, mejor.

Lo que ocurre es que siempre hemos tenido la idea de que pintar un coche o la reparación de chapa es muy cara
Cualquier reparación siempre nos parece cara porque es un imprevisto, y eso nunca viene bien, pero lo cierto es que siempre va a ser mucho más económica la reparación pequeña que ir a una reparación más complicada y costosa. Siempre es mejor ir poco a poco que esperar a tener que hacer una mayor reparación, porque además tarda más tiempo.

Y eso significa que nos quedamos sin coche más tiempo
Con nosotros no, porque tenemos servicio de sustitución de vehículo, ahora mismo tenemos una flota de 7 vehículos para que nuestros clientes no se queden sin coche sea como sea su reparación. Además hay que tener en cuenta que ofrecemos también el servicio de carrocería exprés, que si la reparación es pequeña, el mismo día que deja el vehículo para reparar lo recoge perfectamente reparado, de modo que sólo se queda sin coche en la jornada laboral. Hoy en día el coche es una herramienta de trabajo más y ya no es un capricho, sino una necesidad el poder disponer de vehículo, por eso nuestro empeño y compromiso es que el cliente esté sin coche lo menos posible o nada.

¿Ha cambiado mucho el perfil del cliente en los últimos años?

Sí, sin duda. El cliente de hace diez años no tiene nada que ver con el cliente actual. Somos mucho más exigentes en todo, pero además eso nos lo marca el ritmo de vida que llevamos. Todo ha de ser más rápido, todo ha de ser más fácil y todo ha de adaptarse a nosotros, no nosotros a lo demás. Por eso es importante poder ofrecer los servicios que le hacen al cliente la vida más fácil hasta el punto que llevar el coche al taller no es un problemas sino un simple trámite que le facilite la vida. Pasar la ITV ya no es un problema, ni reparar siniestros pequeños, ni hacer grandes reparaciones porque tienes vehículo de sustitución, y además tenemos que adaptarnos a todas las opciones, por lo que también ha de dejar de ser un problema el asumir el coste de una reparación, por lo que también ofrecemos financiación hasta seis meses sin intereses. Como ves, el perfil del cliente ha cambiado muchísimo.

¿Somos más quisquillosos o sigue siendo fundamental la confianza en el taller?
La confianza es fundamental, por eso explicamos todo lo que vamos a hacer o lo que hemos hecho, entregamos las piezas que se han cambiado si las quieren. Pero ahora estamos todos más ajustados  económicamente y además de la confianza, necesitamos las garantías de calidad y economía, y eso es lo que hay que ofrecer, la mejor reparación con los mejores servicios y al mejor precio. Que el cliente sea exigente es muy importante porque te obliga a mejorar constantemente, a reciclarte sin parar y a superarte día a día, y eso es bueno.

¿Por eso tantas certificaciones?
Sí, claro. Y en el taller sólo hay una parte de las mías, pero cada empleado tiene las suyas, no paramos de hacer cursos, formación. Es fundamental para estar al día, para poder ofrecer lo mejor en cada momento. Esto ya no es como los talleres de antes, ahora somos más exigentes en todo, se nota por ejemplo en que el taller ya no está sucio, con cajas, polvo y grasa por todas partes. Eso también es importante, estar al día y con las instalaciones impecables para dejar los vehículos en condiciones. Antes eran coches antiguos, ahora no y además los coches llegan a ser una inversión muy importante para una persona y ha de estar cuidada en todo momento.

¿Félix, cuál es el mejor momento para ir al taller?
Si nos referimos a mecánica, en el momento en que se enciende cualquier lucecita en el panel, porque es muy importante intervenir lo antes posible para evitar averías graves. Es preferible que lo traigan y les digamos que no es nada a que nos llegue el vehículo cuando se ha quemado el motor. Si es de chapa, nuestra recomendación es que acudan cuando noten algún desperfecto, aunque sea pequeño, porque así será más fácil y menos costoso.

¿Existe algún mejor momento para venir al taller a realizar una revisión rutinaria?
En realidad habría que hacerla cada vez que uno piensa salir de viaje, cuando se cumpla el kilometraje. Cualquier momento es bueno, aunque es recomendable antes de llegar el verano para comprobar que el coche refrigera bien. Es conveniente revisar eso, pero también hay que revisar el vehículo en invierno para confirmar que los limpias funcionan bien, las ruedas, etc.

¿Si te llamo para  pedir cita para una revisión rutinaria, tengo que esperar mucho?
En realidad no porque tenemos un sistema de trabajo que nos permite diferenciar los trabajos de larga duración de los que son rápidos, por lo que cada operario está encarado a un tipo de trabajo y podemos realizar revisiones en el día, reparaciones exprés y otras de larga duración de forma simultánea consiguiendo así una atención óptima para nuestros clientes, porque a veces un cliente necesita hacer una revisión rutinaria en el día, porque le surge un viaje o simplemente porque lo ha dejado para el último momento.