Por la supervivencia del campo


Ese es el lema que han escogido agricultores y ganaderos para manifestarse en Madrid el jueves 19, efectivamente desde Ava- Asaja se convocó para reivindicar lo que evidentemente es un puro desastre, tanto agricultores como ganaderos están sufriendo el abandono total por parte del gobierno, siendo incomprensible esta situación sí se tiene en cuenta lo estratégico del sector que lo componen, porque el ciudadano debe tener asegurado los alimentos y además alimentos de calidad por las nubes, temiendo que en un futuro no muy lejano, tendrá que comprar productos que tal ve adolecerán de la calidad que ahora se disfruta.




 

Por la supervivencia del campo

Espero y deseo sean muchos los productores que se manifiesten del mismo modo que lo hagan también muchos consumidores, que me imagino ven amenazada su seguridad alimentaria tanto en poder tener productos al alcance de su mano y de calidad, como de poder acceder a ellos a buen nivel adquisitivo.

 

Los agricultores y ganaderos nunca hasta ahora habían padecido estas escandalosas y continuas subidas en todo, desde el gasóleo, fertilizantes, piensos y otros medios de producción agraria, pero la gota que colma el vaso es la eminente subida de la electricidad, en algunas tarifas pretenden subir hasta el 50%, por lo tanto si sube la luz sube al agua, motivo más que lógico por el cual muchos no podrán resistir otro embate perjudicial más.

 

En Madrid se pretende reivindicar soluciones a corto plazo con respecto al gasóleo, electricidad y tal vez que alguien explique la incongruencia de los márgenes comerciales que siguen subiendo sin parar, es decir todos cobran más, todos, menos los pobres que producen, más caro para el que consume, el pobre sufridor consumidor que flipa ante la escalada brutal de los productos que día a día se van por las nubes, temiendo que en un futuro no muy lejano, tendrá que comprar productos que tal ve adolecerán de la calidad que ahora se disfruta.

 

Esperemos por el bien de todos, AL GOBIERNO SE LE ENCIENDA UNA LUCECITA DE VOZ DE ALARMA, y se ponga manos a la obra, caso contrario podrán ocurrir más cosas de las que ahora están sucediendo y que no traen nada bueno para nadie.