Apagón generalizado por un fallo en la línea eléctrica


La localidad de Potries estuvo en un apagón generalizado, tanto en casas como en alumbrado público, durante seis horas el pasado domingo. Un apagón, iniciado sobre las 20 horas impidió que los vecinos pudieran disfrutar de corriente eléctrica hasta bien entrada la noche, lo que creó muchas molestias a vecinos y hosteleros.




 

Apagón generalizado por un fallo en la línea eléctrica

El problema fue que se disparó el limitador del transformador de Iberdrola y la compañía aseguró que la previsión era que la avería estuviera solucionada alrededor de las 22:30 horas. Finalmente la luz volvió pasadas las 2:00 horas de la madrugada, seis horas después de haberse ido, lo que causó pérdidas económicas a bares y restaurantes.
Después de lo sucedido, al día siguiente el pueblo vivió otro apagón. Esta vez insignificante al lado del del día anterior. A las 20:20 horas se volvió a ir la luz unos cinco minutos. El alcalde, Juan Fer Monzó, explica que la causa esta vez parece que fue debida a que los técnicos de Iberdrola estaban instalando un generador para arreglar la avería del domingo, que finalmente fue más gorda de lo que pareció en un primer momento.