NOS SOBRAN “LUCES”


Mª LUISA MUNUERA




 

NOS  SOBRAN  “LUCES”

Sí,eso parece ser.
Por sobrar nos sobran hasta las que llevamos de recambio en los coches.

Ahora las autoridades se han dado cuenta de un tema que muchos ciudadanos ya constatábamos y que nos preguntábamos. ¿Para qué servía que se nos exigiera llevar unas bombillas de repuesto en el coche, si no se podían cambiar manualmente?

  No se pueden cambiar en los coches modernos porque el sistema de cambio de bombillas, sobre todo en los faros Led hay que realizarlo con herramientas especiales y no es cuestión de llevar un taller ambulante dentro del maletero pero además, porque nos faltan “luces” para saber dónde apretar o no.
Para eso están los especialistas, ya se sabe eso de:“Zapatero a tus zapatos………….”.

 Y en los coches de antes, que más de uno habrá cambiado alguna bombilla, tampoco era muy eficiente la medida, porque siempre se iba a fundir la bombilla que no se tenía, pero el código es el código y había que llevar aunque sólo fuera la caja de las bombillas en cuestión, e irse al taller a por la bombilla y de paso a que las regularan, por lo menos eso servía algunas veces delante de la Guardia Civil con relación a las multas.
El tema de regular los faros es otro tema que se debía de controlar más detenidamente, porque es frecuente encontrar a quien va con los antiniebla o las largas deslumbrando a los demás en cualquier carretera o con un faro hacia arriba y otro más bajo, hubo una campaña en su día pero no debió  de resultar muy efectiva porque paso como otras cosas, sin pena ni gloria.

 En fín, si se llega a aceptar por parte de la D.G.T parece una medida juiciosa.

Ahora hace falta saber cómo les va a sentar la medida a los 13 mil y pico de ciudadanos que el año pasado fueron multados con 150 Euros cada uno por no llevar el recambio determinado.

La medida no se hará con carácter retroactivo, así que: “Santa Rita Rita, lo que se dá…………….que de devolver.!nada!.

Lo que me pregunto es si esta supresión de “luces” tendrá algo que ver con las bombillas del Sr.Ministro.

Esas que nos iban a repartir de bajo consumo, compradas con nuestro dinero y que se han debido de romper por el camino, porque de la cuestión nunca más se supo.
¡Seria uno más de los “iluminados bufos” que oimos todos los días por parte de los politicos!
Aunque hay que reconocer que es mejor así, pues las bombillas en cuestión nos iban a salir más caras que las “arañas” de cualquier ministerio, porque dentro del presupuesto de la medida del cambio de iluminación habría que añadir al coste de la bombilla: el embalaje, el transporte, el gasto de la notificación comunicándonos cuando nos llegaría la bombilla, los “intermediarios”,etc.

Nada, nada que hay temas que es mejor ¡no meneadlos” y que no nos “ayuden” tanto!
                           ¡Gracias!