El Partido Popular considera una tomadura de pelo que la ciudad de Gandia cuente con más de 30 asesores que cuestan 3 millones de Euros


El Secretario General del PP en la Comunidad Valenciana y portavoz popular en Las Cortes Valencianas, Ricardo Costa, considera una "tomadura de pelo" para los ciudadanos, y especialmente, “para las familias que no llegan a fin de mes y que no pueden pagar ni su hipoteca", que ayuntamientos como el de Gandia tenga en el equipo de su gobierno municipal, hasta más de treinta asesores con unos sueldos que suponen 3 millones de euros.




 

El Partido Popular considera una tomadura de pelo que la ciudad de Gandia cuente con más de 30 asesores que cuestan 3 millones de Euros

El Síndic popular lamenta que “el PSPV no haya apoyado el paquete de medidas fiscales destinado a las PYMES y a las familias que el Grupo Parlamentario Popular ha presentado en Les Corts”.

El Secretario General también dice que “alguna credibilidad tendremos en política económica cuando hemos gobernado España y lo hacemos en la Comunitat Valenciana y tan mal no lo debemos estar haciendo cuando el PSPV no presenta una enmienda a la totalidad de los presupuestos”.

Además ha criticado que “la vicepresidenta del Gobierno gaste casi 70.000 euros a decorarse su despacho, que se gasten 20 millones de euros en pintar una cúpula de la alianza de las civilizaciones con dinero destinado a ayudar al Tercer Mundo y que un consistorio como el de Gandia dedique tanto dinero a 30 asesores que son innecesarios”.

Costa realizó estas declaraciones en los pasillos de la Cámara Autonómica, al ser preguntado por la información publicada este miércoles en relación al número de asesores con que cuenta el equipo de gobierno del consistorio de Gandia, en manos del Partido Socialista.

Por último, Costa también indicó que pedirá explicaciones, una vez más, al Secretario General de los socialistas valencianos, Jorge Alarte, por esta situación, y considera que el PSOE no predica con el ejemplo cuando habla de tomar medidas de austeridad ante la crisis económica.