La AMPA del IES María Enríquez de Gandia imparte el curso ‘Tomando las Riendas de mi Vida’


El instituto María Enríquez de Gandia a través de su AMPA, ha realizado un curso que bajo el título: ‘Tomando las Riendas de mi Vida’, ha educado a un total de 50 alumnos para enseñarles valores como aprender a convivir, gestionar sus emociones, expresarse y expresar sus potenciales creativos, así como a ordenar y comprender las dinámicas que rigen sus relaciones más significativas de sus vidas cotidianas.




 

La AMPA del IES María Enríquez de Gandia imparte el curso ‘Tomando las Riendas de mi Vida’

La Presidenta de la AMPA, del IES María Enríquez, Dolores Bonilla, ha explicado en qué ha consistido esta buena iniciativa educativa llevada a cabo por este centro de enseñanza de la capital de la Safor.

Bonilla ha manifestado que se trata de una experiencia que los psicólogos gandienses, Delfín Lliso y Begoña Vitoria, han desarrollado en el centro escolar de forma voluntaria y experimental, y ha señalado que no es la primera vez que realizan un estudio similar con los niños de la capital de la Safor.

El Curso ‘Tomando las riendas de mi Vida’ se enmarca dentro del proyecto ‘Raíces’ que, además del trabajo con alumnos, incluye programas tanto para padres como para profesores, para mejorar la calidad de la docencia y las relaciones familiares.

El curso, en el que también ha participado el educador social del Ayuntamiento de Gandia, Pep Pla, y el Consell dels Joves de Gandia, constaba de diversas sesiones realizadas durante las tutorías semanales junto a los propios tutores y los alumnos de algunas clases de 1º y 2º ciclo de ESO.

Los padres y profesores han valorado muy positivamente la experiencia y han señalado que se han producido cambios notables en los alumnos. Así, entre los beneficios del curso se citan una mayor cohesión de grupo; un aumento de la consciencia emocional; empatía y tolerancia hacia los demás; adquisición de habilidades para la toma de decisiones; mejora de la autoestima; y mayor capacidad de autocontrol.

El éxito del curso llevará al AMPA a pedir en el próximo Consejo Escolar del Instituto María Enríquez prolongar y ampliar la experiencia durante los próximos años.