El BLOC de Gandia y el vecindario de la calle Tossal se oponen al actual trayecto del tranvía


El BLOC de Gandia ha hecho pública la denuncia de los vecinos de la Calle Tossal de Gandia que han visto como una de las pocas calles peatonales que existen en la ciudad, se verá alterada por la decisión del gobierno municipal de instalar allí, una de las estaciones principales del futuro tranvía de la capital de la Safor.




 

El BLOC de Gandia y el vecindario de la calle Tossal se oponen al actual trayecto del tranvía

El Portavoz del BLOC, Josep Miquel Moya, ha explicado que ayer se reunieron con los vecinos de la calle Tossal para debatir sobre este problema del barrio y ha asegurado que los vecinos ya no aguantan más este tipo de decisiones discriminatorias adoptadas por parte del gobierno local.

Además, Moya ha mostrado la preocupación y el malestar de los vecinos de la zona y ha hecho públicas las quejas de este colectivo vecinal de dicha calle de la ciudad de Gandia.

Cerca de cuarenta personas, residentes en la calle Collado de Gandia, se reunieron ayer con los representantes del BLOC (que también forma parte de la vecindad) para intercambiar opiniones sobre este proyecto del Tranvía Gandia-Grao proyectado por el Ayuntamiento de Gandia. Sobretodo por lo que respecta al trazado, ya que este importante vial para viandantes perdería su condición al ser atravesado por el futuro medio de transporte. En este sentido, la vecindad mostró su malestar y su preocupación.

Por su parte, los representantes del BLOC expusieron sus dudas sobre el proyecto y opinan que quizá haya mejores alternativas, con respecto al trazado y con respecto al modelo. En cuanto al trazado, sería más coherente, más productivo y menos impactante, utilizar la actual vía del tren que ayudaría a dotar de medio de transporte en urbanizaciones que en estos momentos no tienen y que supondría la eliminación de una barrera y la integración urbanística de distintos espacios de la ciudad (Mar-2, San Nicolás, Grao 1-Grao 2) y evitaría el impacto que va a suponer el tranvía en la carretera del Grao, mediante la eliminación de uno de los carriles y los problemas de movilidad que eso supondrá.

Con respecto al modelo, hay que recordar que el que se propone no es el que recomienda el Plan de Movilidad Sostenible, encomendado por el propio gobierno municipal (previo pago de 180.000 €), ya que actualmente, hay sistemas más eficientes, más versátiles, menos impactantes y menos costosos que el tranvía.

El BLOC considera también que el modelo concreto que se propone es bastante mejorable, ya que cuenta con catenarias electrificadas en todo el trazado, con un impacto evidente que se deberán sustituir por líneas soterradas, lo cual encarecerá el proyecto; sólo tiene dos paradas: la de inicio, en la calle Collado, y la de destino, frente a la gasolinera Moscardó del Grao, por lo que sería muy recomendable una parada intermedia, que volvería a encarecer el proyecto y, obviamente, se deberá prever la alternativa a la eliminación de dicho carril de la carretera.

El BLOC y los vecinos también se quejan de haber escuchado que el tranvía llegará al futuro Palacio de Congresos. En el anteproyecto presentado no es así (puesto que llega a la gasolinera). Prolongarlo hasta el futuro Palacio de Congresos tiene dos inconvenientes. Por una parte, el coste, puesto que hay que tener en cuenta que supondrá un coste de más 5.000 €/m. Y, por otro lado, en cuanto al trazado a la hora de atravesar el barranco.

También se ha anunciado que en una segunda fase se llevará el tranvía hasta el final de la playa, lo cual puede suponer, como mínimo, 30 millones de € más.  El portavoz del BLOC en el Ayuntamiento de Gandia recordó que el proyecto que se ha aprobado y que puede ser definitivo o, por lo menos para muchos años, es un tranvía que va desde la calle Collado hasta la gasolinera del Grao. Y después conectará con un urbano circular por la playa. Actualmente existe una concesión con la Marina gandiense que finaliza en el año 2012, pero que es competencia de la Generalitat y no del Ayuntamiento. Idea que puede tener consecuencias económicas negativas porque puede afectar seriamente al turismo.

Por último, Josep Miquel Moya recordó que, todo y que sea necesaria una buena conexión entre Gandia, el Grao y playa, hay otras alternativas más sensatas como dedicar ese dinero a proyectos pendientes en la ciudad, proyectos iniciados y no acabados, como las urbanizaciones de Marxuquera, Rafalcaid y Kentucki, entre otras.

Los vecinos de la zona exigen la recuperación de zonas verdes y mayor número de calles peatonales donde puedan jugar los niños sin peligro de ser atropellados.