El director general de Obras Públicas visita las obras de la CV-50


El director general de Obras Públicas de la Generalitat, Ismael Ferrer, ha afirmado en su visita a las obras, que el nuevo asfalto que se está aplicando en el acondicionamiento de la travesía de la CV-50 en el tramo de Tavernes de la Valldigna va a mejorar la calidad de vida de sus vecinos gracias a las propiedades fono-absorbentes que reducirán el ruido del tráfico entre 5 y 10 decibelios.




 

El director general de Obras Públicas visita las obras de la CV-50


La conselleria de Infraestructuras y Transporte es la encargada de ejecutar esta obra y Ferrer ha indicado que la Conselleria va a invertir un total de 420.000 euros en la rehabilitación estructural y la regeneración de las características superficiales del pavimento de la calzada, el espacio dedicado a aparcamiento y la renovación de la señalización y del resto de elementos de la vía.

El director general de Obras Públicas ha destacado también la “mejora de la seguridad vial que va a proporcionar el nuevo pavimento por sus características de gran adherencia, incluso con lluvia” y la celeridad con que se están realizando las obras, que se encuentran prácticamente finalizadas a 15 días de su inicio.

La Travesía de la CV-50 en el casco urbano de Tavernes de la Valldigna registra un elevado tráfico, con una intensidad media de 20.000 vehículos diarios, de los que en torno al 10 por ciento son de carácter pesado.

Estos trabajos se realizan con cargo a los presupuestos de Conservación de la red autonómica de carreteras, que comprende intervenciones en firmes, sustitución de cruces por rotondas, renovación de la señalización y obras puntuales de seguridad vial en los 2.800 kilómetros de la red de titularidad autonómica.