Los tribunales impiden a Iberdrola instalar una línea eléctrica en Oliva


Una sentencia judicial ha fallado a favor del Ayuntamiento de Oliva y los vecinos afectados por el trazado proyectado por la compañía Iberdrola para situar una línea eléctrica trifásica de 20kv desde la subestación de Oliva y hasta la playa de Piles. La jueza ha alegado la carencia del estudio de impacto ambiental con que debería contar el proyecto, un estudio avalado por la Generalitat y que la empresa eléctrica no consideró necesario incluir en la documentación presentada.




 

Los tribunales impiden a Iberdrola instalar una línea eléctrica en Oliva

Un informe municipal y un total de 62 propietarios se opusieron rotundamente a la instalación de la línea por su proyección sobre suelo protegido, obligando a Iberdrola a recurrir la denegación de licencia por parte del consistorio ante los tribunales. Así las cosas, la juez de la segunda sala del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo de Valencia ha rechazado el recurso de la compañía eléctrica, por entender que además de la declaración de utilidad pública, la línea deberá contar con un estudio previo de impacto que cuente con la aprobación de la Generalitat.

La titular de Ordenación del Territorio en el Ayuntamiento de Oliva, Amparo Tercero, explicaba que se han planteado alternativas a la empresa eléctrica, como soterrar la línea, evitando así la concentración de red eléctrica área, ya que el trazado diseñado por Iberdrola coincide con otra línea de alta tensión de 132 kv.

De esta forma, y mientras que los 62 vecinos afectados, respaldados por el Ayuntamiento, han exigido la unificación de la red, Iberdrola ha recurrido ya la sentencia que les impide de momento la instalación de esta línea, por lo que el caso sigue pendiente de resolución.