El presidente de la Junta de Distrito de Marxuquera, Pep Morant ha informado del nuevo cambio de señalítica


El presidente de la Junta de Distrito de Marxuquera, Pep Morant ha informado de que durante los meses de noviembre y diciembre se cambiarán la señalítica de esta zona de gandia. Un proyecto que está cifrado en 30.000 euros, 15.000 de los cuales serán asumidos por la Diputación de Valencia. Las señales, según ha explicado Pep Morant, pretenden no sólo ubicar al visitante en Marxuquera, si no también recuperar los nombres ancestrales de muchos caminos que ahora se encuentran en desuso. El presidente de la Junta de Distrito de Marxuquera, también ha indicado que han recibido una subvención de 102.000 euros por parte del INEM, que sumada a una aportación de 9.000 euros por parte del Ayuntamiento de Gandia, se destinará a un proyecto de mejora del paraje natural Parpalló-Borrell.




 

El presidente de la Junta de Distrito de Marxuquera, Pep Morant ha informado del nuevo cambio de señalítica

No hubo color en el partido. Desde el principio se vio que el Oliva lo iba a tener muy complicado para puntuar en el campo de la Murta de Xátiva ante un Ontinyent muy crecido y superior.

Otra vez, el partido estuvo condicionado por el tempranero gol del rival. Los olivenses vieron como su portería se perforaba a los pocos minutos del comienzo. Y es que una vez más, el comienzo del conjunto olivense fue malo.

El equipo de Suso Monzó, con numerosas bajas, no llegó a inquietar la puerta del rival en todo el encuentro, salvo la ocasión que desaprovechó Kike en la recta final del mismo cuando el partido ya estaba sentenciado.

La séptima derrota de la temporada a domicilio se finiquitó prácticamente en la primera parte, después del 2 a 0 en contra con el que se llegó al descanso.

En el segundo período fue más de lo mismo. Un Ontinyent lanzado, amo y señor de la situación, ante un rival muy flojo y sin llegada.

Al final, 3 a 0 y el Oliva que termina el 2005 situado en zona de descenso. Bien le vendrán las fiestas para tomar nuevos bríos y afrontar el nuevo año con más fuerza.