Unió Valenciana de Oliva denuncia la mala previsión del Gobierno de Salvador Fuster


El Grupo de Unió Valeniana de Oliva denunció en el plenario, celebrado el jueves, la mala previsión del Gobierno de la ciudad. En esta ocasión, ha quedado demostrada la mala gestión en temas urbanísticos, y es que las alegaciones al proyecto de la depuradora de Oliva, han sido presentadas fuera de los plazos establecidos.




 

Unió Valenciana de Oliva denuncia la mala previsión del Gobierno de Salvador Fuster

“Una vez más el Gobierno de Oliva no ha estado a la altura” estas eran las palabras del portavoz de Unió Valenciana, Pepe Salazar. El grup ha denunciado que las alegaciones para la mejora del proyecto de la depuradora de Oliva, con un coste de más de 19 millones de euros y pagado íntegramente por la Generalitat Valenciana, no se han presentado dentro de los plazos legales, ya que desde el día de su publicación, el 7 de junio, el Ayuntamiento de Oliva tenía 30 días para presentarlas “Ahora dos meses después se presentan las alegaciones, en forma de sugerencia, para intentar mejorar este proyecto, esto prueba una vez más, la dejadez por parte del Gobierno”

Por otra parte, desde Unió Valenciana también se pidió que se proceda al registro de las parcelas de la urbanización Aigua Blanca IV, ya que los vecinos siguen pagando las cuotas de urbanización, cuando en realidad sus parcelas están registradas como suelo rústico.