Arc de Mig Punt de Gandia considera un atentado cultural el derrumbe de la alquería de Romaguera


Arc de Mig Punt. Associació Memòria i Patrimoni quiere manifestar su gran indignación por el atentado cultural que se ha perpetrado al derrumbar la alquería de Romaguera. No hay ninguna justificación posible para un acto tan bárbaro como la destrucción de un ejemplo arquitectónico único y reemplazable, con cuatro siglos de historia, defendido por el mismo Consell Valencià de Cultura.




 

Arc de Mig Punt de Gandia considera un atentado cultural el derrumbe de la alquería de Romaguera

Las miles de personas que nos hemos comprometido con la reivindicación de la alquería de Romaguera nos sentimos indefensos ante la prepotencia y la irresponsabilidad del gobierno municipal de Gandia, que ha vulnerado el derecho a la cultura que tenemos como ciudadanos y ciudadanas.

El gobierno municipal está obligado por ley a proteger y promover los valores de la cultura y, en cambio, lo está destruyendo. El atentado no admite paliativo y pone en evidencia la incompetencia de Mut y Orengo para gestionar nuestro patrimonio cultural y el poco afecto que sienten por nuestra ciudad, que los lleva a liquidar los edificios más emblemáticos. Alarma pensar que la alquería de Romaguera no será el último derrumbe, por desgracia hay  muchos otros edificios en peligro. Por lo tanto, con el objetivo de evitar males mayores en el futuro:

-         Exigimos la ampliación de la Ley de Patrimonio Cultural Valenciano, con la confección del Catálogo de Espacios y Bienes Protegidos. Gandia no puede continuar siendo una ciudad al margen de la ley.

-         Exigimos que se ponga fin ya de una vez a la política urbanística salvaje y depredadora de nuestros parajes naturales y de nuestros edificios emblemáticos, que Mut está llevando a cabo en Gandia. De hecho, el único acto digno que le queda por hacer a Mut es dimitir para no continuar perjudicando nuestra ciudad.