El Consell adelanta 4 meses la digitalización de sus centros y soluciona las deficiencias de la TDT en 21 pueblos de la Safor


La revisión del repetidor del Mondúver ha permitido que 80 municipios con zonas de sombra puedan recibir la señal digital terrestre con normalidad.




 

El Consell adelanta 4 meses la digitalización de sus centros y soluciona las deficiencias de la TDT en 21 pueblos de la Safor

La Generalitat ha solventado las deficiencias en la recepción de señal de la Televisión Digital Terrestre en un centenar de municipios porque 800.000 habitantes de las provincias de Castellón y Valencia puedan ver la televisión en buenas condiciones.

Tal y como ha explicado la Consellera de Justicia y Administraciones Públicas, Paula Sánchez de León, la Generalitat Valenciana ha aportado 15 millones de euros por sólo 1 millón y medio de euros procedentes del Estado Español para dicha campaña informativa.

La señal se ha revisado en la Safor en un total de 21 municipios entre los que se encuentran Gandia y Oliva, así como otros municipios que estaban en zona de sombra o con señal de TDT de baja calidad como Miramar, Palmera, Piles, Potríes, Rafelcofer, Rótova, Benirredrà, Almoines y La Font d’En Carrós entre otros.

La Consellera ha explicado que la Generalitat ha debido realizar una inversión extraordinaria de 900.000 euros para eliminar las sombras en estos municipios, mediante el incremento de potencia o la creación de nuevos centros emisores.

Ante la falta de acciones por parte del Ministerio de Industria para solucionar esta problemática que afecta a muchos ciudadanos, ha sido la propia Generalitat quien ha dado respuesta a estas deficiencias en la recepción de la señal de la Televisión Digital Terrestre en un centenar de municipios porque 800.000 habitantes de las provincias de Castellón y Valencia puedan ver la televisión con normalidad.

Con respecto a la primera opción, se ha quintuplicado la potencia de emisión del centro de Mondúver porque 80 municipios que tenían dificultades pudieran ver la TDT con normalidad. Además, se ha aumentado la capacidad de emisión del centro de Ontinyent que suministra la señal a 24 localidades de la Safor, el Valle de Albaida, Ribera Alta y Ribera Baja.

La Conselleria de Justicia y Administraciones Públicas ha construido cinco nuevos centros emisores en la provincia de Castellón para garantizar la cobertura a Alcossebre, Soneja, Segorbe, Benicàssim, Peñíscola, Oropesa y algunos barrios de la ciudad de Castellón.

En la provincia de Valencia se ha creado un centro para enmendar la zona de sombra detectada en Alberic y otros cuatro estarán finalizados antes del 11 de enero para que no se queden sin ver la televisión los ciudadanos de Casas del Río (pedanía de Requena), Cortes de Pallás, Genovés y Sagunt.

La titular de Administraciones Públicas ha insistido en cuanto a que “a pesar de que estamos siendo ninguneados por el Ministerio, ha querido lanzar un mensaje de optimismo y tranquilidad a los ciudadanos para que la Generalitat garantizará la cobertura de la señal digital en todas las zonas de la Comunidad Valenciana.

Asimismo, la consellera ha animado a los municipios que forman parte de la Fase III que insten a la Delegación de Gobierno a que solucione las deficiencias detectadas, o, por lo menos, porque desde este departamento del Gobierno central se nos avise para solucionarlas nosotros que es al final, con total seguridad, lo que acabará sucediendo.

Según la consellera, la campaña está poniendo énfasis en el apagón cuando lo realmente importante es que la Comunidad Valenciana está preparada, de hecho el tránsito a la TDT está siendo un éxito.

Otros datos que constatan que la Comunidad Valenciana se encuentra preparada y en una situación inmejorable son, por ejemplo, que la cobertura actual de la TDT está en los niveles de calidad exigibles: un 98% de población a nivel de la Comunidad. Por provincias, en Castellón se sitúa en un 99,7% de la población, en un 97,5% en la provincia de Valencia y en un 96´8% en la provincia de Alicante.

Además, el grado de conocimiento de la TDT en España es del 96,2% y en la Comunidad, del 96,4%, por lo que se puede concluir, según la consellera, que la Generalitat ha hecho un gran esfuerzo, más allá de su propia responsabilidad, porque la Comunidad se encuentre perfectamente preparada para dar el salto a la televisión digital.

La Fase II empezó el pasado lunes 14 de diciembre y culminará el próximo 11 de enero. El proceso ha transcurrido sin incidencias como lo demuestra el hecho de que el teléfono de atención al ciudadano 012 haya recibido un total de 187 llamadas hasta el pasado viernes, teniendo en cuenta que la población afectada supera los 1.150.000 habitantes. Los problemas detectados se refieren, en su inmensa mayoría, a la falta de adecuación de las antenas.

Los municipios beneficiados son 228. Se trata de la práctica totalidad de la provincia de Castellón y una parte de la de Valencia que depende del área técnica del Mondúber.

La consellera ha aclarado que lo más importante no es cuando se produzca el apagón de los centros, sino el encendido digital de los mismos, de manera que por lo que respecta al ámbito de competencia de la Generalitat, nuestra comunidad ha estado preparada para el tránsito a la TDT con dos meses de antelación, adelantándose así a la fecha señalada por el Ministerio de Industria, por lo que en aquellas zonas que dependen de la Generalitat, están viendo la emisión digital mucho antes de que se produjera el apagón.

La Generalitat ha realizado un total de 55 centros para esta fase: 35 en la provincia de Castellón, que dan cobertura a 43 municipios y que suponen el 31,85% del total de la provincia, y 20 en la de Valencia, con cobertura para 104 municipios y casi el 40% sobre la total de la provincia.

El apagón analógico de la Fase III está previsto para el 3 de abril de 2010. En esta última fase darán el salto a la tecnología digital, los 248 municipios restantes, es decir, 3.750.000 personas. Exactamente se trata de la totalidad de Alicante, la parte de Valencia que depende del área técnica de Torrent y una pequeña parte de Castellón que, en fecha de hoy, ya ha sido realizada gracias a que la Generalitat ha preparado 11 centros y la Diputación Provincial cuatro más, por lo que una vez más se han adelantado al apagón definitivo, en esta ocasión en más de cuatro meses sobre la fecha prevista.