Nuevo ataque a los bolsillos de los ciudadanos


Orengo sigue vaciando los bolsillos de los gandienses, esta vez subiendo las tasas de alcantarillado y el precio del recibo del agua que consumimos.




 

Nuevo ataque a los bolsillos de los ciudadanos

El Gobierno Municipal ha anunciado la subida de tarifas del saneamiento y agua potable, un aumento que presenta en valores relativos y que los portavoces del Partido Popular han explicado en valores absolutos, que son más fiables y más acordes con la realidad.

Cuando en Abril de 2008 se firma el contrato del servicio del agua potable, ya se advirtió desde el Partido Popular el aumento de las tarifas en el recibo del agua, a lo que se respondió que esto no ocurriría (Orengo, 3 de Septiembre de 2008; Mascarell 6 de Diciembre 2007).

En el servicio de saneamiento o alcantarillado el ejemplo más claro, según ha explicado la portavoz popular Carla Ripoll es el siguiente: por el consumo medio de 8 metros cúbicos antes se pagaba 0,605 céntimos, mientras que ahora, con la subida se pasará a pagar 2,723 euros, es decir un aumento del 350% del cómputo global de saneamiento que se venía pagando. Por un consumo de 15 metros cúbicos antes se pagaba 1,135 euros y por el mismo ahora se pagarán 3,622 euros, es decir, un incremento del 220% . En este desglose se incluye el consumo más la tarifa fija (una tarifa que antes no existía que es de 1,6964 euros) y además hay que multiplicarlo por el número de abonados de la ciudad, con lo que estamos hablando de un aumento importantísimo de beneficio para la Empresa Mixta de Saneamiento.

En el apartado de consumo de agua potable, la empresa encargada de gestionarla pagó un canon total adelantado de 55 millones de euros, un dinero que debería ser reinvertido en la mejora del servicio. La realidad es que el Sr. Orengo y su equipo de gobierno ya han gastado 38 millones de euros de ese canon en otros conceptos que nada tienen que ver con el agua en menos de 2 años. Según Ripoll “tenían una necesidad imperiosa por cobrar el canon total ancipado porque las arcas estaban vacías y el ayuntamiento en bancarrota”.

Ripoll ha manifestado que la empresa concesionaria, como empresa privada que es, tiene necesidad de recuperar ese desembolso, una necesidad por otro lado legítima porque el objetivo de las empresas es ganar dinero. Sin embargo, lo que para la portavoz popular no es legítimo es que el Alcalde de la ciudad de la espalda a los ciudadanos y vele más por los intereses de una empresa privada que por los gandienses. Para Ripoll “el primer y último objetivo de un alcalde tienen que ser los ciudadanos”. La empresa concesionaria sube las tarifas para mantener el equilibrio económico ya que hay un desfase entre ingresos y gastos, lo que repercute en los bolsillos de los ciudadanos.

Carla Ripoll ha explicado que en su conjunto la subida es del 10,57%, ya que a la fórmula polinómica se le aplica el IPC de Febrero de 2008 a Diciembre de 2009, periodo en el que queda fijado en un 2,7%. La portavoz popular ha insistido que este IPC no debería ser el comprendido entre Febrero de 2008 a Diciembre de 2009, sino el que abarca de Abril de 2008, que es cuando se firma el contrato y comienza la relación real entre el consistorio y la empresa a Diciembre de 2009, que se queda en 0,7%. La diferencia sustancial es que aplicando este último IPC a todos los apartados de la fórmula polinómica la subida hubiese sido mucho menor. Según Ripoll “estamos ante una nueva mentira y otra cortina de humo”.

Con todo estos datos, Carla Ripoll ha explicado que desde su grupo municipal ya advirtieron que esto sucedería, y precisamente en el momento tan difícil que están atravesando los ciudadanos las subidas en los recibos del agua (o de otras tasas) no ayudan a mejorar la situación. Cabe recordar que en esta legislatura se ha incrementado el IBI, IAE, Impuesto de Vehículos, Tasa de Cementerio...