El BLOC comarcal muestra su escepticismo sobre el tren Gandia-Denia


Desde el BLOC de Gandia han exigido la ejecución de la línea en 2015 y que no sea simplemente un anuncio más de los muchos que se han hecho desde hace ya más de 30 años.




 

El BLOC comarcal muestra su escepticismo sobre el tren Gandia-Denia

Los portavoces del BLOC de Oliva y Gandia, David González y Josep Miquel Moya y el Alcalde de Palmera, àlvar Catalá, han denunciando el uso partidista y el menosprecio hacia los alcaldes de municipios pequeños afectados por el proyecto del tren Gandia -Denia del que no han sido informados.

El Portavoz del BLOC de Gandia, Josep Miquel Moya, ha manifestado que tienen dudas sobre algunos de los aspectos del acuerdo, sobre si el tren llegará finalmente a Denia o conectará con la vía una lanzadera desde Ondara, sobre cuál será la solución que se dé a su paso por Oliva y si se mantendrá la estación prevista en Bellreguard, que no aparece en la publicidad del acuerdo y que, desde el BLOC, entienden imprescindible.

Desde el BLOC han pedido a todos los responsables políticos lealtad mutua y un firme compromiso de trabajar conjuntamente por la efectiva realización de este proyecto.

El BLOC Nacionalista Valenciano quiere manifestar:

* Que espera que el anuncio de la ejecución de la línea en 2015 no sea simplemente eso: un anuncio más de los muchos que se han hecho desde que la línea fuera desmantelada hace más de treinta años. Anuncios que han estado realizados con la misma exigencia de credibilidad que el actual y que han quedado en el olvido de manera permanente y continuada.

* Que, todo y haber pedido en las Cortes Valencianas el protocolo, teóricamente signado ayer, por poder evaluar su contenido y comprobar las condiciones del acuerdo, este no nos ha estado facilidad ni al Grupo Parlamentario ni, por el que nosotros sabemos, a los medios de comunicación, por lo que no conocemos los términos exactos del convenio. Pese a ello, parece que la línea Gandia -Denia será de realización conjunta Estado-Generalitat (como aparece en la publicidad, donde, por cierto, parece que todas las actuaciones están ya realizadas ya que se habla en presente y no en futuro). Quizá por esa razón (y tal y como exigíamos desde el BLOC) se habla de 2015 y no de 2022, como preveía la Secretaria de Infraestructuras en su visita a Oliva el pasado mes de enero, ya que será posible aprovechar todas las actuaciones previas realizadas por la Generalitat Valenciana.

* Que, sin embargo, tienen dudas sobre algunos de los aspectos del acuerdo, como, por ejemplo, si el tren llegará finalmente a Denia o conectará con ella vía una lanzadora desde Ondara, cuál será la solución que se dé a su paso por Oliva y si se mantendrá la estación prevista en Bellreguard, que no aparece a la publicidad del acuerdo y que, desde el BLOC, entienden imprescindible.

* Que pide a todos los responsables políticos lealtad mutua y un firme compromiso de trabajar conjuntamente por la efectiva realización del proyecto, lejos de tentaciones de protagonismo político y de los patéticos intentos de otorgarse la paternidad, cuando, desdichadamente, aún estamos hablando solo (y como tantas otras veces) de una declaración de intenciones, que empezará a ser creíble (y aún con posibilidades de marcha atrás, también como otras veces) cuando estén consignadas en los presupuestos de ambas administraciones las alijos económicas necesarias para su ejecución. Especialmente desconcertantes son las declaraciones del Sr. Torró, portavoz del PP a Gandia, y del alcalde de Oliva, Salvador Fuster, quien, por sus palabras, parecen proclamarse artífices de este acuerdo, olvidando que han estado los partidos a los quien pertenecen los culpables de que esta tan necesaria infraestructura para nuestra ciudad, nuestra comarca y nuestro país, haya estado pendiente prácticamente desde el inicio de la democracia, con los sucesivos gobiernos autonómicos y estatales del PP y del PSOE.