Las fallas de Gandia no se unen a la Ley de Memoria Histórica


El cambio de nombre de Màrtirs, Lluís Belda, Exèrcit Espanyol-Jardinet y José Antonio (Prado) comportaría un coste económico que las comisiones afectadas no quieren asumir.




 

Las fallas de Gandia no se unen a la Ley de Memoria Histórica

Las Fallas de Gandia han rechazado adaptarse a Ley de la Memoria Histórica, declinando así la propuesta de la Federació de Falles para que las comisiones Màrtirs, Lluís Belda, Exèrcit Espanyol-Jardinet y Prado cambiaran sus nombres eliminando cualquier referencia al régimen franquista.

Jesús Garcia, presidente de la federación, ha manifestado que “el cambio de nombre conlleva un largo proceso administrativo y un coste económico que las fallas no quieren asumir”. Además, ha defendido la postura de las comisiones que fueron bautizadas con el nombre del barrio o vía pública de la época, “y no de ningún hecho concreto o personaje relacionado con la dictadura”.

Garcia ha señalado que la Federación ha respetado la decisión del colectivo y la independencia de cada comisión fallera.