Piles garantiza suministro eléctrico a las viviendas del Sector Oeste de la playa


La línea de alta tensión entre Oliva y Piles vuelve a generar ante Iberdrola las protestas de vecinos y propietarios, contrarios al trazado del proyecto aéreo entre la subestación eléctrica de Oliva y el Plan Parcial Sector Oeste de la playa de Piles, paralizado desde 2008.




 

Piles garantiza suministro eléctrico a las viviendas del Sector Oeste de la playa

Tras las alegaciones presentadas en su día por 42 de los residentes, el proyecto fue paralizado y sigue a la espera de resolución judicial, propiciando que algunos bloques de viviendas de la zona residencial oeste de la playa de Piles no cuenten a fecha de hoy con servicio eléctrico.

 

El alcalde de Piles, Vicent Císcar, anunciaba que el consistorio ha firmado un convenio con Iberdrola para posibilitar el suministro de luz a las ocho nuevas promociones de viviendas del sector, a la espera de la resolución del proyecto eléctrico que afecta a la zona residencial oeste.

 

Desde Oliva, la edil delegada de Ordenación, Amparo Tercero, señalaba que el caso sigue a la espera de resolución tras la negativa del Ayuntamiento a ceder a la compañía eléctrica unos terrenos agrícolas de gran valor ecológico, no urbanizables según el Plan General de Ordenación Urbana. Dicha planificación otorga preferencia a la zona del Vall de les Fonts para la futura ampliación urbanística que conectará el litoral con la ciudad, conexión que no sería posible si finalmente se aprueba el actual trazado.

 

Este proyecto sigue preocupando a muchos vecinos y propietarios por la gran afección que la nueva línea tendría sobre sus propiedades, sus cultivos y su calidad de vida, ya que el trazado previsto linda con otra zona afectada por una línea de 132 kv., lo que comportaría una alta densidad eléctrica que, según informes médicos, podría ocasionar efectos negativos para la salud.