El coordinador de la Junta de Vecinos dels Marenys de Rafalcaïd, declaraba sobre la visita de Jaume Borras


Esta mañana Emilio Nevada, coordinador de la Junta de Vecinos dels Marenys de Rafalcaïd, declaraba su sorpresa ante la visita del concejal socialista Jaume Borras a la urbanización, ya que en un primer momento se pensaba que iba a realizar una visita de cortesía para ver cual era la situación de los residentes en Rafalcaïd. De esta manera salieron a saludarle, pero la sorpresa llegó cuando vieron que el señor Borras realizaba la visita para reunirse con determinadas personas de la urbanización, un movimiento que desde la coordinación vecinal no se entendió demasiado bien ya que se piensa que lo que tenga que decir el concejal debe ser a todo el colectivo vecinal y no sólo a un sector. De esta manera, Emilio Nevada, como coordinador de la Junta de Vecinos de Rafalcaïd, invitaba a Jaume Borras a asistir a las juntas de vecinos que organizan e informar de cómo está la situación.




 

El  coordinador de la Junta de Vecinos dels Marenys de Rafalcaïd, declaraba sobre la visita de Jaume Borras

Los aterramientos denunciados por parte del concejal de Unión Valenciana se están produciendo en una zona con doble protección, por un lado por tratarse del cauce de un barranco y por otro lado por encontrarse próxima a montaña. Pese a estas circunstancias, y que el consistorio cuenta con un sistema informático que permite detectar cualquier movimiento de tierras y a que el propietario de la parcela solicitara hace más de un año una licencia de obra menor para el movimiento de tierras destinadas a labores agrícolas, el gobierno municipal no sólo no ha impedido, es que al parecer tampoco ha detectado dichos movimientos.

Según Salazar, esto ocurre porque se trata de un familiar directo del concejal Fernando Sendra, y lo más grave según el unionista, es que esta circunstancia se produce de forma reiterada con familiares o miembros del partido.

Salazar ha instado al alcalde a que se pasee y conozca el estado de su término municipal, porque asegura que la situación que se vive no puede ser una casualidad