La asociación de comerciantes Gandía – Sur molestos ante la tardanza de la construcción de la carretera de La Vital


La asociación de comerciantes Gandía – sur han hecho constar su malestar ante la prolongación en el tiempo de las obras de urbanización de la carretera de la vital. Reconociendo los esfuerzos que se han realizado desde la administración hasta la fecha, no se entiende como unos meros tramites administrativos pueden perjudicar tan seriamente social y económicamente, más aun cuando las obras están previstas con el suficiente tiempo de antelación. Se refieren en concreto a la retirada de una torre de luz de la empresa Iberdola, a la altura de la rotonda intermedia en construcción. Se sabe que las obras redundan tanto en beneficio de los comerciantes como de los clientes y que es inevitable sufrir las molestias pero ello no quita para que se pongan todos los medios necesarios para que las obras finalicen cuanto antes por la seguridad de los clientes y la viabilidad económica de los negocios. Como ejemplo, en empresas que dependen de los visitantes, las perdidas en relación en años anteriores se pueden cifrar en mas de 48.000 euros. Por otro lado han querido comunicar, el asombro por las obras del futuro centro comercial de la vital, puesto que se están realizando sin la señalización necesaria de salida de camiones en la vía pública, y sin cubrir los mismos con las perceptivas lonas.




 

La asociación de comerciantes Gandía – Sur molestos ante la tardanza de la construcción de la carretera de La Vital

Los aterramientos denunciados por parte del concejal de Unión Valenciana se están produciendo en una zona con doble protección, por un lado por tratarse del cauce de un barranco y por otro lado por encontrarse próxima a montaña. Pese a estas circunstancias, y que el consistorio cuenta con un sistema informático que permite detectar cualquier movimiento de tierras y a que el propietario de la parcela solicitara hace más de un año una licencia de obra menor para el movimiento de tierras destinadas a labores agrícolas, el gobierno municipal no sólo no ha impedido, es que al parecer tampoco ha detectado dichos movimientos.

Según Salazar, esto ocurre porque se trata de un familiar directo del concejal Fernando Sendra, y lo más grave según el unionista, es que esta circunstancia se produce de forma reiterada con familiares o miembros del partido.

Salazar ha instado al alcalde a que se pasee y conozca el estado de su término municipal, porque asegura que la situación que se vive no puede ser una casualidad