CSI.F advierte que alumnos y maestros del colegio de Xeraco recorren más de un kilómetro para acceder al comedor


Según el sindicato la división en dos centros del C.P Joanot Martorell provoca problemas a docentes, alumnos y padres.




 

CSI.F advierte que alumnos y maestros del colegio de Xeraco recorren más de un kilómetro para acceder al comedor

El sindicato CSI·F pide la unificación de los dos centros educativos que conforman el Colegio Público de Infantil y Primaria Joanot Martorell de Xeraco para solucionar los problemas derivados de esta situación que afecta a 40 maestros y a 540 alumnos. Los centros educativos se encuentran alejados el uno del otro más de un kilómetro, con lo que parte de la comunidad educativa debe recorrer esta distancia cada día.

 

Según ha podido constatar CSI·F, hay muchas familias que tienen escolarizados a sus hijos en diferentes centros, con las dificultades y problemas que esta situación provoca. Además, los alumnos que utilizan el comedor escolar deben de coger un autobús que los traslade desde el centro situado en la Avenida Comunitat Valenciana al emplazado en la calle Lluis Vives, donde se encuentra el comedor. En total, son dos autobuses diarios los que mantienen este servicio de transporte de un centro a otro.

 

CSI·F también recuerda que esta situación provoca una duplicidad de los gastos de los centros como conserjes, luz, agua, etc, además de interferir gravemente en la labor docente de los profesores. Se da el caso, por ejemplo, de que las reuniones del claustro de maestros se dan en un centro determinado con lo que los docentes que imparten en el otro recinto deben de desplazarse de unas instalaciones a otras para realizar sus tareas diarias. Por otro lado, las clases de apoyo se están impartiendo en los pasillos del centro situado en la calle Lluis Vives por la falta de espacio.

 

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios pide a las diferentes administraciones que pueden solucionar este problema que unifiquen el colegio de Infantil y Primaria de Xeraco.