El campo de fútbol de Bellreguard continúa sin césped artificial


Continúa en el punto de mira la inversión de la Diputación de Valencia en el campo de fútbol de Bellreguard, concretamente el desarrollo del proyecto de césped artificial. Una iniciativa de la que están pendientes asociaciones deportivas locales.




 

El campo de fútbol de Bellreguard continúa sin césped artificial

Después de que el Diputado provincial, Salvador álvarez, calificara de "irresponsables" las declaraciones del Alcalde de Bellreguard, Pere Cremades, ante la denuncia hecha por el Ayuntamiento el pasado mes de octubre en relación a la falta de información y desprestigio institucional mostrado por la Diputación Provincial, en la figura de su Diputado de Empresas Públicas, y después de remitir dicho Diputado un comunicado a los medios de comunicación y las agrupaciones locales y comarcales de su partido, sin haberlo hecho directamente al Ayuntamiento de Bellreguard, anunciando, para dejarlo en evidencia, que en dos semanas comenzarían las obras, la corporación municipal quiere manifestar su malestar por lo que considera “trato discriminatorio, sectario y partidista de una actuación de la que la responsabilidad de su cofinanciación y, por tanto, el derecho de este Ayuntamiento a estar informado y conocer los detalles del estado del proyecto es incuestionable”.

El primer edil recordaba que “el Ayuntamiento asumió en su momento cofinanciar esta importante infraestructura y formalizó el préstamo de 220.000 euros, tal y como exigía la Diputación. Pues bien, ya han pasado tres semanas y en todo este tiempo, ningún responsable político del ente provincial ha tenido la deferencia de explicar al Ayuntamiento de Bellreguard el estado del proyecto y la programación de los trabajos para la colocación del césped artificial”.

 

El gobierno local entiende de procedimientos, de la dificultad de fijar plazos, de la complejidad de determinadas actuaciones... Lo que no entiende es porque la Diputación, Ayuntamiento de Ayuntamientos, “no tiene el mínimo interés en mantener unas cordiales y respetuosas relaciones institucionales con Bellreguard” concluía la máxima autoridad.