Las últimas heladas causan graves daños en la cosecha de cítricos y en la producción de hortalizas


Las intensas heladas que se han registrado en la Comunitat Valenciana durante los últimos días han causado graves daños tanto en la cosecha de cítricos como en la producción de hortalizas, según una primera estimación provisional efectuada por los servicios técnicos de la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA). Desde el pasado jueves los termómetros han venido situándose en valores por debajo de los cero grados durante las madrugadas y las consecuencias se han dejado sentir de forma severa en la agricultura.




 

Las últimas heladas causan graves daños en la cosecha de cítricos y en la producción de hortalizas

A esta última ola de frío que está azotando la Comunitat Valenciana hay que sumar las heladas que se produjeron a finales del pasado mes de diciembre y que, tal como valoró entonces AVA-ASAJA, dejaron inservible el 30% de la cosecha de agrios y se saldaron con unas pérdidas globales de 146 millones de euros, de los cuales 142 correspondían al cultivo de los cítricos. Este nuevo episodio protagonizado por el brusco descenso de las temperaturas podría haber afectado al 20% de la producción valenciana de cítricos que no sufrió desperfectos en la helada de diciembre.

“El frío ha vuelto a golpear con fuerza la agricultura valenciana y, por tanto, ahora habrá que peritar de nuevo muchos campos. El clima nos deja otra vez en una situación delicada –explica el presidente de AVA-ASAJA, Cristóbal Aguado- porque siempre que se dan este tipo de circunstancias nos jugamos nuestra credibilidad como sector y, por ello, las administraciones tienen que extremar al máximo los controles para evitar que puedan llegar a los mercados fruta u hortalizas que no reúnan los requisitos comerciales exigibles”. Además, Aguado añade que “habrá que esperar la evolución del arbolado en los próximos días, pero si la madera ha sufrido muchos daños no descartamos pedir una reunión con las administraciones para estudiar la posibilidad de poner en marcha ayudas extraordinarias”. La helada también ha castigado con dureza a las hortalizas que se encontraban en fase de producción, principalmente a la alcachofa, pero también a lechugas y coliflores. Los almendros que habían iniciado la etapa de floración se han visto afectados por el frío de forma negativa.