Las telefónicas lideran las reclamaciones de los consumidores gandienses


El total de las reclamaciones y consultas realizadas en la oficina municipal de información al consumidor se han reducido un 11% durante 2010




 

Las telefónicas lideran las reclamaciones de los consumidores gandienses

Cerca del 25% de las reclamaciones son solucionadas, y el mismo porcentaje acaban en la vía judicial. Telefonía móvil y fija centran buena parte de las quejas.

Los casos de Arbitraje por teleasistencia se han incrementado, respeto el año pasado, por la comodidad que implica evitar el desplazamiento a Valencia.

La Oficina Municipal de Información al Consumidor de Gandia ha registrado durante el 2010 un 11,3% menos de reclamaciones y consultas, al pasar de las 3.334 en 2009 a 2.995 en 2010.

Las reclamaciones presentadas en telefonía móvil y fija suponen el 43% de las quejas, con un total de 395. Las reclamaciones que más han bajado comparativamente con 2009 son dentro del sector de electrodomésticos y vivienda, al contabilizar 31 reclamaciones menos.

En cuanto a las consultas logradas por el OMIC, han sido un 8% menos que durante el 2009, hasta llegar a las 2.063. Los problemas con la telefonía móvil vuelve a ganar con diferencia al resto de sectores, al incrementarse el 17%. Las solicitudes por acciones relacionadas en entidades bancarias y financieras, también han subido, aunque en menor medida un total de 9%.

Hay que significar la caída experimentada en las reclamaciones y consultas de las eléctricas, en un 8,7%, debido a la normalización en los recibos por la liberación de las eléctricas durante el ejercicio 2009, el 2010 ya no se considera significativo.

Situación de las reclamaciones OMIC 2010

Otros datos a tener en consideración son que de las 932 reclamaciones presentadas, el 24,6% se han solucionado, mientras otro 25,6% han acabado en la vía judicial.

El 12,3% ha podido mediar la Junta de Arbitraje de Consumo y un 8,9% se ha debido acudir a la Oficina Municipal de Información al Consumidor. La utilización de la teleasistencia para los casos de arbitraje se ha incrementado un 25% hasta llegar a los 60 casos.

El arbitraje de Consumo es un procedimiento utilizado por solucionar problemas, cuando no se ha producido un acuerdo amistoso entre las partes, entre consumidores y empresarios. La mayoría de reclamaciones que se han tramitado electrónicamente en 2010 están vinculadas a problemas con las empresas de telefonía.