El alcalde de Gandia abre la veda de los compromisos preelectorales


El candidato socialista plantea un nuevo Contrato Social con los ciudadanos que les de derecho a “ganarse las prestaciones sociales que garanticen una vida digna para todas las personas”.




 

El alcalde de Gandia abre la veda de los compromisos preelectorales

El candidato de los socialistas de Gandia y del movimiento ciudadano Gandia ens Uneix a la Alcaldía de Gandia, José Manuel Orengo, ha lanzado hoy su primer compromiso con los ciudadanos de Gandia si, tras las elecciones del 22 de mayo, vuelven a confiar en él para administrar la ciudad. José Manuel  Orengo plantea un cambio radical en las políticas sociales que va a desarrollar Gandia y que pasan por un nuevo Contrato Social que garantice a todos aquellos ciudadanos que estén en situación de necesidad el derecho “no sólo la vivienda y a la alimentación, sino también a disfrutar de  la cultura, el deporte y el transporte público.

Según José Manuel Orengo, se pretende “dignificar las prestaciones sociales que se otorgan a las personas que más lo necesitan. Así, sustituimos las políticas de los subsidios y de las subvenciones por las prestaciones que generan un trabajo social comunitario; así, conseguimos que nadie en Gandia quede excluido de nuestra sociedad”.

Cualquier ciudadano que esté empadronado en Gandia podrá reclamar este contrato social siempre que se encuentre en una situación de necesidad. En el caso de los menores de edad su contraprestación será  siempre en mejora de su formación, mientras que en los mayores de 18 años puede traducirse también en trabajos que se desarrollaran contando con la participación de las asociaciones de carácter social y ONG de la ciudad.

El candidato socialista y de Gandia ens Uneix a la Alcaldía ha destacado, asimismo, que en el presupuesto municipal del próximo año se incluirá una partida presupuestaria de 3 millones de euros para poner en marcha este compromiso social: dos millones de euros para dar cobertura a las necesidades de vivienda derivadas del contrato social, 600.000 euros para cubrir las demandas básicas y de alimentación y otros 400.000 euros para cubrir las bonificaciones que puedan derivarse de la cobertura en transporte público o acceso a la cultura y el deporte.
Este contrato, que José Manuel Orengo ha definido como “un proyecto que ayuda a las personas que más lo necesitan y que dignifica las prestaciones sociales que se les da”, que será compatible con la recepción de otras ayudas de carácter social de otras administraciones públicas.

El Alcalde y candidato a la Alcaldía ha afirmado que este compromiso será asimismo indefinido porque “vamos a ayudar a la gente hasta que lo necesite” y sin tope ninguno en el número de personas que puedan acogerse a él.