El BLOC de Gandia pide el cierre de la central nuclear de Cofrentes


Los eco-nacionalistas proponen que Gandia se manifieste también en contra del cementerio nuclear de Zarra. Exigen una apuesta decidida de las administraciones perlas energías limpias y renovables. Y aprovechan también para pedir a la ciudadanía que se sume a la iniciativa de apagar las luces el próximo sábado, de 20'30 a 21'30 horas, en la conocida “Hora del Planeta”.




 

El BLOC de Gandia pide el cierre de la central nuclear de Cofrentes

A raíz de las trágicas noticias del accidente nuclear producido en Japón a lo largo de las últimas semanas, el BLOC de Gandia ha presentado una moción al Ayuntamiento de Gandia para que se sumo a la Plataforma Cerremos Cofrentes para solicitar que se deje sin efecto la prórroga para el funcionamiento de esta Central Nuclear, y para que rechace la instalación en territorio valenciano del renombrado Cementerio Nuclear previsto en la localidad valenciana de Zarra.

El Portavoz del BLOC de Gandia, Josep Miquel Moya, también ha instado al Ayuntamiento de Gandia para pedir a la Generalitat y al gobierno de España, una apuesta de las administraciones por las energías limpias y renovables.

Los concejales del BLOC de Gandia, Facund Puig  y Josep Miquel Moya , han presentado delante de la consideración del Plenario la siguiente moción: El planeta está en una grave alerta ras de los desgraciados acontecimientos ocurridos en Japón, que han vuelto a poner de manifiesto la peligrosidad de la energía nuclear y reabrir el debate sobre su conveniencia.

Así las cosas, la Unión Europea ha aprobado la revisión de la seguridad de las 143 centrales europeas y, incluso, Alemana ha dejado en suspenso la ley que prorrogaba el funcionamiento de las suyas.

El estado español cuenta con 6 centrales operativas en la actualidad, una de las que, la de  Cofrentes, se encuentra en el País Valenciano. Al mismo tiempo, el municipio de Zarra, en el Valle de Ayora, opta a que se instale en su término municipal el renombrado cementerio nuclear, donde se deben depositar los residuos de todas las centrales españolas.

El debate sobre la energía nuclear es antiguo. Frente a las evidencias de sus incalculables, terribles y definitivos riesgos que defendemos algunos desde las manifestaciones bajo el lema de “Nucleares, no gracias” allá por los años ochenta, hay quien afirma que el actual modelo económico la fa imprescindible. Pero el muy cierto es que al estado español, la energía producida por este medio supone el 19% del total, porcentaje que, aún siendo importante, no llega al de otros estados y no nos hace absolutamente dependientes.

La central nuclear de Cofrentes funciona desde 1984 y su autorización finalizaba el 20 de marzo de 2011, plazo en el que se consideraba amortizada y a partir del que aumentaba su potencial peligrosidad. Pero el Gobierno de España autorizó su prórroga por diez años más, apenas la víspera del accidente nuclear de Fukushima, producido por la inundación de sus reactores, como consecuencia del tsunami posterior al terremoto del 11 de marzo.

Se da la circunstancia de que Cofrentes también se encuentra en un lugar inundable, cerca del río Júcar, y que ya ha sufrido, a lo largo de su historia, varios problemas en los sistemas de ventilación, fugas de los elementos combustibles e inestabilidades termo-hidráulicas. Por todo eso, varias entidades vienen reclamando desde hace mucho tiempo el cierre de la Central Nuclear de Cofrentes una vez finalizada su autorización, reunidas en la Plataforma Cerramos Cofrentes, que ahora toma una mayor actualidad, tanto por el accidente del Japón como por la prórroga de 10 años para Cofrentes.

Por todo eso, proponen al Pleno la adopción de los siguientes acuerdos:

1.- El Ayuntamiento de Gandia manifieste su condolencia y su solidaridad con las víctimas del terremoto del Japón y sus consecuencias.

2.- El Ayuntamiento de Gandia se adhiera a la Plataforma Cerramos Cofrentes en su demanda porque se deje sin efecto la prórroga para el funcionamiento de la Central Nuclear de Cofrentes aprobada por el Gobierno de España y que aún no ha estado publicada al Boletín Oficial del Estado.

3.- El Ayuntamiento de Gandia manifiesta su oposición a la instalación en territorio valenciano del renombrado cementerio nuclear.

4.- El Ayuntamiento de Gandia pide a la Generalidad Valenciana y al Gobierno de España una apuesta de las administraciones por las energías alternativas y renovables.

5.- El Ayuntamiento de Gandia traslada los presentes acuerdos a la Embajada del Japón a España, en la Plataforma ‘Cerremos Cofrentes’, en el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, al Consejo de Seguridad Nuclear, a la Presidencia de la Generalidad Valenciana y a los grupos parlamentarios de las Cortes Valencianas.

Por último, los eco-nacionalistas han aprovechado también para pedirle a la ciudadanía de Gandia que se sumo a la iniciativa prevista para el próximo sábado de 8 y media a 9 y media, renombrada “La hora del Planeta” y que tan buen resultado ha obtenido a los últimos años para el ahorro energético.