La barriada de Marenys de Rafalcaid está viviendo su momento de mayor tensión


La barriada de Marenys de Rafalcaid está viviendo su momento de mayor tensión de todos los tiempos, ya que esta se ha traducido no sólo en insultos y descalificaciones personales, sino que se ha llegado a la agresión física entre dos miembros de la comunidad de vecinos. Los hechos se produjeron durante la reunión de la comisión de festeros del barrio, cuando el actual vicepresidente de la federación local de asociaciones de vecinos presuntamente agredió a la secretaria de los festeros. Según otra versión, el vicepresidente sólo respondió a las agresiones que su esposa, antigua miembro de la comisión festera estaba recibiendo. Como resultado, se han cruzado sendas denuncias en la comisaría y la secretaria de los festeros ha tenido que ser atendida en el servicio de urgencias del hospital comarcal con diversas contusiones, fundamentalmente en la cabeza y un esguince cervical.




 

La concejal de urbanismo de Oliva, Amparo Tercero, ha visitado las obras, recién iniciadas, de adecuación de la segunda fase del paseo Gabriel Miró de Oliva. Unas obras que habían sido reivindicadas por los vecinos y usuarios de servicios de la zona, como la piscina o el Polideportivo, ya que se trata de una zona muy transitada tanto por peatones como por vehículos.

La concejal aseguraba que las obras durarán aproximadamente dos meses o dos meses y medio y que una vez finalizadas conferirán una nueva imagen a la zona, con un acabado similar al que se ha dado a otros paseos, como el del sector cinco. Así se va a instalar farolas nuevas siguiendo la misma estética que las de la primer fase del paseo, pero también se van a instalar árboles y mobiliario urbano