El Bloc presenta una queja contra el PP de Daimúz al Síndic de Greuges


El Bloc Nacionalista de Daimúz ha presentado una queja al Síndic de Greuges, al considerar que una moción aprovada por el Partido Popular, lesiona gravemente sus derechos constitucionales al considerar personas “non gratas” a todas aquellas que defiendan la unidad del valenciano y el catalán.




 

El concejal del Bloc de Daimúz, Jesús Romero ha recordado que esta consideración, nació en una moción presentada por el PP el 25 de diciembre de 2004, en la que principalmente se reconocía la lengua valenciana como própia i autónoma de la Comunidad Valenciana. Además, aseguraba Romero, se consideraba como una lengua diferente al catalán.

 

La moción, también manifiesta su total rechazo “al intento de la unidad valenciano/catalán, tanto en su denominación, como en su contenido” y declara persona “non grata” a todos aquellos que defiendan esta unidad lingüística.#foto2der#

 

Posteriormente, aseguraba Romero, el Bloc presentó el 29 de marzo de 2005 una moción para intentar revocar la anterior, pero no se aprobó. Por todo ello, y dado que desde el Bloc aseguran que los derechos políticos y de pensamiento se ven apoyados por las instituciones democráticas, han decidido presentar una queja formal al Síndic de Greuges.