Las farmacias de Gandia cierran como protesta por la deuda de la Generalitat


Las oficinas de farmacia de la Comunitat Valenciana cerraron ayer y hoy sus puertas, como protesta por el retraso en los pagos de la medicación por parte del Consell, pese a que la Generalitat ingresó ayer la deuda correspondiente al mes de enero.




 

Las farmacias de Gandia cierran como protesta por la deuda de la Generalitat

Sin embargo, las farmacias mantienen la convocatoria de cierre de las 2.200 oficinas valencianas para hoy y el viernes. La Presidenta del Colegio de Farmacéuticos de Valencia y del Consejo Valenciano de Colegios Farmacéuticos, María Teresa Guardiola, explicó que los farmacéuticos ya no pueden más, porque necesitan cobrar al mes y regularizar los atrasos pendientes, ya que están en una situación límite. Guardiola confirmó que tras el pago de los 120 millones de euros de deuda, aún les deben otros 380 correspondientes a febrero, marzo, abril, mayo y lo que va de junio, por lo que más allá de un calendario de pagos, lo que necesitan es "una estabilidad" y "cobrar mes a mes".

Por su parte, el Conseller de Sanidad, Luis Rosado, aseguró que pese a los paros, los valencianos pueden estar tranquilos porque no habrá ningún tipo de desabastecimiento de ningún fármaco. Respecto al calendario de pagos estable y real que los farmacéuticos exigen a la Generalitat, el Conseller de Sanidad aseguró que solicitar un plan de estas características en el momento económico actual es pedir un imposible.