Desarticulada una red de narcotraficantes en Valencia integrada por 17 personas


Agentes del Cuerpo Nacional de Policía, en una operación denominada ´Osobuco´, han desarticulado una banda dedicada al tráfico de sustancias estupefacientes a pequeña escala, y han detenido a 17 personas en diferentes localidades de Valencia, por su presunta implicación en estos hechos. Durante la operación, se han realizado un total de 12 registros, entre domicilios, comercios y bares, interviniéndose 106.000 euros, un total de unos dos kilos de, al parecer, sustancias estupefacientes, así como otros efectos, según informaron fuentes de la Jefatura Superior de Policía de la Comunitat Valenciana.




 

La Unión de Consumidores ha detectado que productos tales como manguitos, aletas, tubos de respiración y gafas, martillos de plástico, todos ellos juguetes o artículos destinados a los menores y a ser utilizados en el agua, no cumplen la normativa d etiquetado.

 

Entre las irregularidades detectadas destacamos la no indicación de fabricante o responsable de la importación, la no traducción en el idioma oficial del Estado donde se comercialice de las advertencias de uso así como la necesidad de utilizar bajo vigilancia de un adulto, la no indicación de la marca CE.

 

La normativa de juguetes establece que deberá aparecer en el etiquetado de forma visible, legible e indeleble, bien sobre el propio juguete, bien sobre el envase la marca CE, nombre, razón social y dirección del fabricante, y dependiendo del tipo de juguete las advertencias de uso. En los juguetes náuticos la advertencia que debe indicar hace referencia a su uso sólo en donde en niño pueda permanecer de pie y bajo vigilancia.

 

La Unión de Consumidores de la Comunidad Valenciana teniendo en cuenta que los destinatarios son menores y que las consecuencias que se pueden derivar de un mal uso de estos productos ponen en riesgo la seguridad de los menores, ha solicitado a la administración las inspecciones necesarias que garanticen un cumplimiento de la normativa.

 

En opinión de Ana Herce, Secretaria General de la Unión de Consumidores de la Comunidad Valenciana, considera imprescindible un mayor control e inspección de los establecimientos que no cumplen la normativa, especialmente extremar las precauciones en determinados comercios que reiteradamente han sido denunciados.