El Club Triatló Gandia en el Mundial de Vitoria


La ciudad de Vitoria-Gasteiz acogió el pasado 29 de julio el Campeonato del Mundo de Triatlón de Larga Distancia, prueba que reunió a 1.400 participantes provenientes de 33 países.




 

El Club Triatló Gandia en el Mundial de Vitoria

Las distancias a recorrer en un triatlón de larga distancia son de 4.000 metros de natación, que en esta ocasión se realizaron en el pantano de Ullibarri-Gamboa, en el corazón del Parque provincial de Landa, próximo a la capital alavesa; 120 kilómetros en bicicleta, cuyo recorrido transcurría por los bellos parajes de la llanada alavesa bordeando el lago de Ullibarri-Gamboa y paralelamente a la Sierra de Elguea atravesando pequeñas localidades de gran interés cultural y paisajístico, como Hermua, y compartiendo parte del recorrido del camino de Santiago; y 30 kilómetros de carrera a pie por el centro de Vitoria, capital verde europea 2012.
El día amaneció un tanto lluvioso en Landa, con el clásico xirimiri del norte, aunque poco a poco se fue despejando. En la zona de boxes los triatletas preparaban sus bicis para la transición, se colocaban sus neoprenos y empezaban a calentar para la dura prueba que tenían por delante. Los gandienses compartieron box con triatletas de todas las nacionalidades: estadounidenses, neozelandeses, sudafricanos, japoneses, australianos, etc.
Segundos antes de las 8.30 empezaron a desfilar los triatletas de élite, siendo nombrados uno a uno para ocupar sus puestos. La banda sonora de los Piratas del Caribe daba mayor espectacularidad a la escena. A las 9.10h llegó la hora de la salida para los de la categoría “Open”, donde se encontraban los triatletas del Club Triatló Gandía, Héctor Navarro, Toni Rubio y Víctor Vélez. A la señal de “on your marks”, y el posterior bocinazo, los triatletas entraron en las aguas del lago y daba así comienzo a un nuevo desafío en el mundo del triatlón para los nuestros: la larga distancia.
Tras el segmento de natación era el turno del segmento ciclista, donde el recorrido “rompepiernas”, con constantes subidas y bajadas, estuvo amenizado por numeroso público concentrado en las pequeñas localidades que cruzaba la prueba. El viento también hizo acto de presencia, haciendo más duro aún si cabe este segmento.
Los triatletas entraron en Vitoria para hacer la transición a la carrera a pie, donde contaron con el aliento de miles de personas que no dejaron de animar en ningún momento a los participantes, fueran élite ó no, durante los 7,5 kms del circuito, que tuvieron que recorrer 4 veces.
Héctor Navarro hizo una prueba espectacular, finalizándola en un tiempo de 7h01’36’’. Toni Rubio paró el crono en 7h36’24’’ y Víctor Vélez, con muchos problemas en la tercera vuelta del recorrido de carrera a pie, concluyó la prueba en 7h50’54’’.
Enhorabuena a los tres participantes y ahora a por el siguiente desafío: la Challenge Barcelona-Maresme, distancia “Ironman”, el próximo 30 de septiembre.