Gandia se plantea dejar la Mancomunitat de Municipis de la Safor


No puede afrontar los pagos de las altas deudas que dejó el anterior mandato del gobierno socialista de José Manuel Orengo, que ascienden a la cifra de 447.216 euros. 




 

Gandia se plantea dejar la Mancomunitat de Municipis de la Safor

El gobierno de Gandia puede abandonar la Mancomunidad de Municipios La Safor en los próximos meses. Así se ha anunciado hace escasos momentos en una rueda de prensa a la que han acudido el portavoz Víctor Soler y el Secretario General Guillermo Barber para informar de esta decisión. El principal motivo es que en tiempos de crisis la ciudad no puede hacer frente a los pagos de las deudas que dejó el anterior mandato del socialista José Manuel Orengo, una cantidad que asciende a 447.216 euros y que ahora ha aumentado por los intereses que ha impuesto la Mancomunidad. A esto hay que sumarle el hecho de que Gandia ya tiene cubiertos todos los servicios generales que ofrece la Mancomunidad excepto dos.

El titular de Hacienda, Guillermo Barber, ha señalado que el actual gobierno ha hecho frente en poco más de un año a la mayor parte de los pagos (310.653,20 euros), cifra que engloba la parte que le correspondía al Ayuntamiento en 2011 y a todo el tiempo transcurrido desde 2012, por lo que las cuentas se están llevando de forma correcta. Cuando el Partido Popular se situó al frente del consistorio inició las negociaciones con los responsables de la Mancomunidad para negociar la mejor forma de pago de las deudas legadas por Orengo. Según palabras de Barber: “este gobierno quiere lanzar el mensaje de que ha cumplido con los pagos, y quien no ha cumplido han sido los socialistas”. También ha añadido que la Tesorería del Ayuntamiento de la ciudad ducal está atravesando graves dificultades a las que hay que plantar cara, por lo que el gobierno no desea tener que soportar las presiones de la Mancomunidad, teniendo en cuenta que se ha encargado de abonar las cantidades que debía.

Por otro lado, el portavoz del gobierno popular, Víctor Soler, ha relatado que desde el consistorio se han detectado intentos por parte de los socialistas –concretamente del ex alcalde- de desestabilizar la estructura política de la Mancomunidad a base de señalar a Gandia como principal causante de sus problemas, cuando en realidad es la ciudad ducal la que sostiene financieramente este organismo. Además, ha repetido que a pesar de todo es Gandia quien menos se beneficia de la Mancomunidad, puesto que la mayoría de servicios los tiene cubiertos ya.

Según Soler: “precisamente son los que en su momento se les llenaba la boca de Mancomunidad, pero no pagaban un duro, los que ahora intentan presionar y dejar en mal nombre a Gandia”. También ha recordado a los vecinos del municipio que son ellos quienes están permitiendo la continuidad de la Mancomunidad a través del pago de sus impuestos, a pesar de que es la ciudad ducal quien menores beneficios obtiene.

El gobierno está harto de que se le haga responsable de una deuda que no ha generado y, al ser Gandia la más perjudicada, se planteará seriamente la posibilidad de abandonar esta entidad, debido a que no está satisfecho con las últimas actuaciones y la poca concordia con la que se ha conducido. Esto se ha calificado de “medida de responsabilidad”, y será durante los próximos meses cuando el Ayuntamiento valorará la idoneidad o no de permanecer en la Mancomunidad.