El Gobierno de Gandia pide paciencia a los usuarios del proyecto de La Bici


La empresa tiene el contrato prolongado hasta el 30 de diciembre como lo demuestran los siguientes hechos.




 

El Gobierno de Gandia pide paciencia a los usuarios del proyecto de La Bici

"El expediente de La Bici que se inició en la anterior legislatura es un fiasco. No se ha cumplido nada del proyecto, ni hay bicicletas con marchas, ni con la calidad que se dijo que habría, ni el tipo de movilidad. Es una gran mentira que costó mucho dinero a las arcas municipales y que ahora se encuentra enfrascado." Así lo ha dejado claro el presidente de la comisión de Alcaldía y Régimen Interior, Víctor Soler, y el responsable de Asuntos de Alcaldía, Javier Reig.

Ambos, tras demostrar con hechos y documentos lo que ha sucedido en los últimos meses, han pedido a la ciudadanía y en especial a los usuarios paciencia. A quienes han reclamado del dinero se les devolverá la cantidad pero no habrá problema porque el servicio seguirá y, una vez se haya repuesto, el tiempo que los usuarios no lo han podido disfrutar les será prolongado.

Se ha dado toda la información, aportado pruebas y argumentaciones, quedando demostrado que la empresa continua gestionando el servicio hasta hace unos días y en contra de lo que han señalado los concejales de la oposición, incluso que Cyma-Señalia ha estado presente desde que el servicio público de bicicletas aterrizó en Gandia.

Ha quedado patente la existencia de connivencia entre la empresa y los anteriores responsables municipales del PSOE en 2010 y 2011, donde el tipo de bicicletas como se recoge en la memoria y el expediente eran con marchas.

La empresa tiene el contrato prolongado hasta el 30 de diciembre como lo demuestran los siguientes hechos:

Las 100 bicicletas reparándose en Barcelona han sido retiradas en el mes de septiembre por la empresa de La Bici. Si no tenía contrato con el Ayuntamiento porqué se desplazó a Barcelona y retiras las bicis. En la comisión se muestra el documento de retirada donde se firma y afirma que los 100 cuadros son propiedad del Ayuntamiento de Gandia. A fecha de hoy no se sabe dónde están.

Si la empresa de La Bici no tiene nada que ver con el servicio, cómo llegan ayer y hace semanas reclamaciones de usuarios donde se dice que “…pedí la tarjeta el 1 de noviembre, pagué 33’90 euros, y recibí la tarjeta el 8 de noviembre. He pagado por un servicio que no me han dado y pido la devolución del dinero…”. ¿Quién le ha dado la tarjeta? Los únicos que gestionan el servicio es la empresa de La Bici. U otra del mes de septiembre, lo que demuestra lo que dijo el Gobierno de Gandia respecto a la reconducción del contrato hasta el 30 de diciembre.

En la comisión ha quedado claro que, independientemente de lo que diga la empresa, los hechos demuestran que ha seguido prestando servicio y que por propia voluntad dejó de prestarlo el día 14 de noviembre. Se remitió un requerimiento para que pusieran en marcha el servicio. Esta empresa parece que juega a cambiar de nombre varias veces. Unas son Cyma-Mobiliario, otras Cyma-Señalia, otras Cyma-Publicidad, etc.

Es más, la persona que firma el contrato con el alcalde de Gandia, Arturo Torró, dice que no sabe nada ni tiene ningún contrato con el ayuntamiento.

Teníamos el convencimiento de que esta mañana, la empresa de La Bici había alquilado una furgoneta grande para ir a la nave a realizar una selección de bicis, dejar las de color rojo y llevarse las otras. La Policía Local les estaba esperando y han dado la excusa de que la nave es de ellos y entran y retiran lo que les da la gana. Como había orden policial de que, una vez en la vía pública, se inventariara todo aquello que se iban a llevar, al final un empleado de la empresa de La Bici ha dicho que se iba a tomar café y ya no ha vuelto.

"El Gobierno de Gandia no ha mentido. Las pruebas están ahí y esta empresa sigue siendo la concesionaria de La Bici, y si no lo repone de inmediato acudiremos a la vía judicial, solicitaremos la medida cautelar de poner el servicio en marcha y reclamaremos los daños y perjuicios causados a los gandienses", han concluído Javier Reig y Víctor Soler.