Los vecinos de Simat siguen su lucha contra las torres de alta tensión


Pese a la convocatoria que ha realizado la empresa suministradora del fluído eléctrico, IBERDROLA, para que los vecinos firmen el acta que permite a las máquinas entrar en sus propiedades a instalar las torres, los vecinos se han vuelto a negar y se han visto apoyados por cinco plataformas más de lucha contra la Alta Tensión de las comarcas vecinas. Los vecinos aseguran encontrarse en una situación de indefensión y se sienten traicionados, al menos en parte, por el alcalde del municipio, a quien acusan de jugar a ''dos cartas''




 

La Plataforma contra la línea de Alta Tensión de la Safor, aseguraba en rueda de prensa que la actitud de las administraciones y la justicia está dejando en clara indefensión a los vecinos de Simat ante la inminente instalación de las torres de Alta Tensión en el municipio.

Los vecinos se siguen negando a que se instalen las grandes torres, porque continúan entendiendo que existen otros trazados, otras posibilidades menos contaminantes y peligrosas para la salud pública y para el paisaje, para hacer llegar la Alta Tensión a la Safor.

En su protesta, han encontrado el apoyo de al menos cinco plataformas más de la Comunidad Valenciana, pero se han mostrado decepcionados y molestos por la actitud del alcalde Vicent Palomares, al que acusan de jugar a "dos cartas", ya que por un lado mantiene verbalmente su apoyo a los vecinos, pero por otro, no impide la entrada de las máquinas de la empresa en el municipio.

Otro aspecto en el que se sienten en clara desventaja, es el judicial, mientras que en municipios cercanos como el de Barxeta, los tribunales han apoyado a los vecinos, en Simat no ocurre así, lo que según los vecinos les genera indefensión.

Ante la negativa de esta semana por parte de los vecinos, la empresa podrá convocarlos en una nueva ocasión antes de agotar la vía administrativa en cuanto a la entrada de máquinas en el municipio.