El temporal de granizo azota la Safor


En Gandia también hubo apagones en el centro por la mañana y se perdió la señal de televisión por la tarde.




 

El temporal de granizo azota la Safor

La Safor se despertó ayer cubierta por un manto de granizo. Desde primera hora de la mañana pequeñas bolas de hielo, del tamaño de un garbanzo, cayeron en todos los pueblos de la comarca, aunque la intensidad fue distinta en cada municipio. La zona que se vio más afectada fue la Vall del Vernissa. Localidades como Ròtova, Castellonet, Alfauir y Llocnou vieron como sus tejados y calles se llenaban de hielo desde mucho antes de que saliera el sol. El granizó llegó a atascar cañerías de viviendas y dañó las cubiertas de edificios por el peso que ejercía el agua congelada. En Rótova el hielo comenzó a caer sobre las 6.30 horas y durante horas, la granizada se alternó con fuertes lluvias. El peso del granizó generó goteras en el ayuntamiento, donde hubo que tomar medidas para evitar que el agua filtrara en las dependencias municipales.

Por la tarde, los niños no acudieron al colegio. La lluvia fue intensa en Ròtova. El municipio fue el que más agua registró en toda la Safor. A media mañana se habían acumulado cerca de 113 litros por metro cuadrado y a última hora de la tarde contabilizaban 190.

En Gandia también hubo apagones en el centro por la mañana y se perdió la señal de televisión por la tarde. El puerto de Gandia también sufrió los efectos del temporal. Los barcos del Grau, más de 55, no salieron a faenar ayer, ni tampoco lo harán hoy. Los pescadores del puerto esperan retomar su actividad el próximo lunes. En municipios como Daimús, Miramar o Piles no hubo daños por agua o hielo, pero sí que se produjeron cortes del suministro eléctrico entre las 10 y las 11 horas en Daimús y Guardamar, donde los operarios solucionaron las averías. Pese a todo, los servicios de vigilancia de estos municipios estuvieron pendientes para actuar ante cualquier emergencia.

En poblaciones como Xeraco o Xeresa el granizo también cayó con fuerza. El hielo se dejó sentir con fuerza durante las primeras horas de la mañana, aunque no generó daños. Pese a esto, Xeraco preparó todos los caminos con la señalización necesaria para poder cortarlos en cualquier momento, como indicaron desde el gobierno. Xeraco registró también la caída de un rayo, que no afectó a ninguna vivienda ni generó daños. El relámpago tuvo lugar en la avenida Ronda y generó la pérdida del suministro eléctrico durante unos minutos.