El PP de Gandia denuncia al PSOE por alterar facturas para pagar a un excargo Socialista del Ministerio


El Ministro socialista Jordi Sevilla fue invitado a Gandia para dar una charla en Fomento presentado por Orengo y con Boix de cicerone.




 

El PP de Gandia denuncia al PSOE por alterar facturas para pagar a un excargo Socialista del Ministerio

El portavoz adjunto del Gobierno de Gandia, Guillermo Barber, ha dado a conocer que dentro del volumen de facturas alteradas que el Ministerio de Industria le descubrió a Alfred Boix cuando era concejal de Administración y Modernización Pública, existe una subvención de 180.000 euros que fue revocada porque 93.000 euros, es decir, más de la mitad de dicha ayuda, se quiso justificar como sueldo de personal a un ex-cargo Socialista adscrito al Gabinete del Ministro Jordi Sevilla.

El portavoz adjunto del gobierno de Gandia, Guillermo Barber, ha manifestado que el ex concejal de Administración de Gandia, Alfred Boix, cargó el 53% de la subvención ministerial como pago político a un compañero Socialista como devolución de pago de favores políticos, e invitó al ministro Jordi Sevilla a dar una charla en Gandia.

Se da la circunstancia, según ha explicado Barber, que con la contratación de este ex-cargo socialista del Ministro Jordi Sevilla, el entonces alcalde Orengo como devolución de pago de favores políticos invitó al ministro y su gabinete a un acto celebrado en Gandia, concretamente una charla del Ministro en Fomento que fue presentada por Orengo y en donde Boix hizo de cicerone. Su título no tenía desperdicio “La aportación de la Comunidad Valenciana al proyecto de la España plural”.

El titular de Administraciones Públicas junto con Orengo y Boix quiso visitar las obras del puerto de Gandia que financiaba su ministerio y alabó que la ciudad y sus políticos supieran aprovechar el momento de la Copa del América y se remodelara el puerto para que Gandia mirara al mar.

Barber ha recordado que “el pago de favores políticos a través del cementerio de elefantes socialistas en el que se había convertido Gandia supuso que el ministro Sevilla relatara que las intervenciones en Gandia tenían una cuantía de más de 10 millones de euros. Acabó la Copa del América y el pantalán para los megayates de Orengo se hundió por completo”.