La Organización Independiente Valenciana califica de “chapuza” el proyecto urbanístico de la playa Miramar –Piles


La Organización Independiente Valenciana (OIV) del ayuntamiento de Piles critica la forma en la que el ayuntamiento de la localidad ha adjudicado las obras de la playa que une Miramar –Piles. Afirman que no ha habido transparencia en el proceso y aseguran que no han participado en el proyecto para la adjudicación de estas obras.




 

Pedro Román, portavoz de la Organización Independiente Valenciana visitaba esta mañana los estudios de Ondanaranja-Cope para contar la postura del colectivo al que representa  sobre la gestión que el  Gobierno de Piles ha realizado para la adjudicación  de las obras  de la playa UE2, es decir, la playa que une las localidades de Miramar y Piles. El portavoz de OIV, aseguraba que este proyecto urbanístico es una chapuza y perjudicial para los intereses de los vecinos de Piles.

 

Desde el colectivo se quejan de la forma de actuación del ayuntamiento al respecto. Este proyecto se presentó en 2001 y se guardó en el cajón y es ahora 5 años después cuando se saca de nuevo para su ejecución, asegura Román. Además, el portavoz del colectivo se queja que se programara un pleno en 48h para dar a conocer la noticia, que finalmente la empresa Albaida Urbana SA era la adjudicataria de dicho proyecto urbanístico.

 

Desde la OIV, aseguran que en 25 años de gobierno, el ayuntamiento de Piles ha realizado una política de parches y afirman que en este tiempo no han tomado  ninguna  decisión efectiva para la localidad.

Por tanto se oponen a la forma en la que se ha realizado la adjudicación de estos proyectos en la playa de Miramar- Piles de más de 20.000 metros cuadrados. Hecho que, según OIV, demuestra la connivencia de gobierno de Piles y Partido Popular de la localidad.