Comienzan las obras del Plan Confianza en las calles Meravelles, Marjal y Parpalló de Gandia


El concejal de Urbanismo se ha reunido con los vecinos de las calles afectadas para informarles sobre el plan de ejecución y los plazos de las obras.
Las obras afectarán a 3.600 metros cuadrados con un coste de 360.000 euros que corren a cargo de la Generalitat Valenciana.




 

Comienzan las obras del Plan Confianza en las calles Meravelles, Marjal y Parpalló de Gandia

El concejal de Urbanismo y presidente de la Junta de Distrito de Beniopa, Toni Abad, junto con técnicos del ayuntamiento y de la empresa Pavasal, adjudicataria de la obra, se han reunido con vecinos de las calles  Meravelles, Marjal y Parpallo, para informarles sobre el plan de ejecución y afecciones de los trabajos, ya  que el dia 18  de este  mes de Junio comienzan la obras, una más enmarcada dentro del Plan Confianza.

El objetivo de este proyecto es la reurbanización de las calles Parpalló, Marjal y Meravelles, que afectan a la margen derecha del Barranc de Beniopa-Sant Nicolau, mediante el estudio y renovación de las diferentes instalaciones urbanas, así como de los pavimentos y elementos de protección en el barranco. El ámbito de actuación abarca una superficie aproximada de 3.676 metros cuadrados, correspondiente a la totalidad de la calle Parpalló y de la calle Marjal, y a la mitad de la calle Meravelles. El coste de esta actuación es de  360.432 euros.

Los principales problemas que presenta el ámbito de actuación son, un nivel insuficiente de urbanización que provocan continúas inundaciones y molestias a la comunidad, una falta de accesibilidad en los recorridos peatonales y un problema de seguridad en el perfil de barranco. Por ello, la red de alcantarillado de aguas fecales será sustituida por una red nueva, creándose además una segunda red para la canalización de las aguas pluviales, que actualmente eran evacuadas al barranco sin control.

Aprovechando las obras, se creará una preinstalación de las redes de suministro eléctrico a los edificios de media y baja tensión, así como para la red de telecomunicaciones mientras que toda la red de suministro de agua potable será sustituida por una de polietileno.

Los recorridos peatonales serán ampliados dando una mayor sección a las aceras que actualmente incumplían la normativa vigente, y configurándolas de tal manera que cumplan con las condiciones básicas de accesibilidad y no discriminación para el acceso y la utilización de los espacios públicos urbanizados.

La calzada verá reducida su sección, pasando a tener dos carriles en algunos tramos y un solo carril de circulación, y aparcamiento en cordón a la izquierda y a la derecha del sentido de la marcha en la calle Meravelles, y aparcamiento a la izquierda en la calle Parpalló. Además se repavimentará su superficie con aglomerado asfáltico.

Este cambio en las superficies de tránsito peatonal y rodado, permitirá crear espacios más amables con el ciudadano, ya que además de obtener recorridos peatonales de mejor calidad, se obtienen espacios generosos que permiten la creación de zonas de recreo y de relación entre los vecinos.

Por último, el límite con el barranco será protegido con una barandilla metálica. Ésta será morfológicamente igual a la protección instalada en el margen izquierdo del barranco, en el sentido de las aguas, para darle unidad a ambos lados, pero de acero galvanizado.