Gandia implanta radars y nuevos sistemas de vigilancia para el control del tráfico


El sistema de monitorización y control de infracciones de tráfico entrará en funcionamiento a partir de mañana. Está elaborado por técnicos expertos en seguridad vial.

Pretende mejorar la correcta circulación de los vehículos a nuestra ciudad, concienciar en el respecto a las normas de seguridad vial, proteger a la ciudadanía y a los bonos conductores y penalizar aquellos conductores que no respetan las normas de seguridad vial.





 

Gandia implanta radars y nuevos sistemas de vigilancia para el control del tráfico

El teniente de alcalde de Administración, Modernización y Coordinación de Gobierno, Víctor Soler, y el coordinador general de Seguridad Ciudadana, Movilidad y Tráfico, Javier Reig, han anunciado que, a partir de mañana, entra en funcionamiento un nuevo sistema de monitorización y control de infracciones de tráfico.  Los objetivos que se plantea el Gobierno son claros, en primer lugar mejorar la correcta circulación de los vehículos, concienciar en el respeto a las normas de seguridad vial, proteger a la ciudadanía y a los “buenos conductores”, así como penalizar a aquellos conductores que no respetan las normas de seguridad vial.

Y es que, tal y como Soler ha señalado, “desde que empezará la legislatura estamos centrados en un tema fundamental para nosotros, que es la movilidad y tránsito en nuestra ciudad”. Esta medida se ha tomado ante la situación heredada de caos circulatorio, falta de regulación, órdenes imprecisas a los cuerpos de seguridad, o la falta de inversión en señalética, “estos son algunos de los numerosos problemas que encontramos en el departamento que heredó Javier Reig del concejal socialista Vicent Mascarell”, ha puntualizado Soler, quien ha añadido que “la ciudadanía echaba de menos una gestión inteligente de la movilidad y el tránsito en Gandia”.

Tal y como ha explicado Reig, para dar solución a esta problemática, se ha firmado un contrato de tres meses con la empresa Omnivisión Seguridad, que será la encargada de aportar toda la infraestructura y medios técnicos necesarios para el nuevo sistema de vigilancia del tráfico, que está basado en estudios elaborados por técnicos expertos en la materia. Así la empresa llevará a cabo la instalación de un tercer equipo de captura autónoma (foto-rojo); cabe recordar que actualmente en Gandia ya se cuenta con dos instalados. También se encargarían de instalar un equipo como prueba de detección de giros incorrectos y un equipo en la playa y en la ciudad de control de paso de stop.

A cambio, la empresa cobrará un 30% de las multas impuestas, siendo la cantidad de 60.000 euros el máximo que podrían llegar a cobrar. Es decir, en caso de exceso de la cuantía mencionada, la empresa deja de percibir ese 30%, recalando el total del importe en las arcas municipales. A su vez, en caso de no llegar a esa cantidad máxima de 60.000 euros, la empresa correría de igual modo con el montaje de los equipos, no suponiendo coste alguno para el Consistorio.

En este sentido, Reig ha asegurado que “en ningún momento existe afán recaudatorio” y es que la medida se ha anunciado de forma pública para “precisamente, a través de los medios de comunicación, llegar a la ciudadanía y que sea consciente. Ojala- ha añadido Reig- no se tengan que imponer multas porque lo más importante es la seguridad de todos”. Además, los puntos de control y monitorización también se han dado a conocer.


- Foto-rojos:
-    Avinguda d’Alacant con Magistrado Català.
-    Sant Rafael con Plus Ultra

- Control de Stop:
-    Playa: Rioja con Om

- Control de giro en dirección prohibida:
-    Gandia: Passeig Germanies con Sant Rafael y demás cruces prohibidos en el paseo, a falta de instalación.


Para finalizar, Soler ha explicado que este nuevo sistema no se implanta de forma aleatoria, sino que se hace atendiendo a los puntos negros del tráfico en Gandia y en las zonas en las que más incidentes se registran, teniendo en cuenta, además, que los peatones también han solicitado vigilancia en estos puntos