Cara y cruz para el piloto gandiense Óscar Climent en Navarra


Climent fue séptimo en la primera manga.
En la segunda manga el de Gandia se fue al suelo.




 

Cara y cruz para el piloto gandiense Óscar Climent en Navarra

Cara y cruz para Óscar Climent en el circuito navarro de Los Arcos, el cual acogió el pasado fin de semana una doble sesión en la categoría de Moto2, ya que se disputaron la quinta y sexta prueba del CEV.

El piloto de Gandia realizó una buena actuación en la primera ronda finalizando en séptima posición a pesar de salir desde la decimosegunda plaza. Climent fue remontando poco a poco en el que es tal vez el circuito más técnico y complicado del campeonato y consiguió estar entre los mejores a pesar de la falta de potencia que viene arrastrando desde hace tiempo en su motor.

En la segunda carrera las cosas no le salieron tan bien al joven piloto, que en la sexta vuelta y cuando rodaba en la decimoprimera posición se fue al suelo debido a un problema en el freno delantero, el cual no le dejaba tener “tacto” a la hora de frenar.

Fue en una apurada de frenada cuando la rueda delantera se bloqueó haciendo que Climent tocara el asfalto sin mayores consecuencias. La caída le relegó hasta la vigésimo séptima posición y por más que lo intentó el gandiense con una gran remontada tan sólo pudo finalizar en la decimonovena plaza, fuera de los puntos.

A pesar del fiasco en la segunda prueba, Óscar Climent con este resultado asciende una posición en la clasificación general de Moto2 y se coloca octavo a falta de dos pruebas, Cheste y Jerez.