Caritas celebra hoy domingo el día de las personas sin hogar.


La entidad social de la Iglesia, Caritas, celebra hoy domingo una campaña para concienciar a las personas de la necesidad de colaboración y ayuda entre los ciudadanos. Este año la campaña lleva como lema "Nadie sin salud. Nadie sin hogar", y pretende reclamar a los organismos pertinentes "una mayor coordinación socio-sanitaria y el establecimiento de protocolos y mecanismos para personas sin hogar con problemas de salud que favorezcan su autonomía y no se limiten a lo asistencial”.




 

Caritas celebra hoy domingo el día de las personas sin hogar.

Hoy domingo Caritas celebra el Día de las Personas sin Hogar, con el lema “Nadie sin salud. Nadie sin hogar”. Desde Caritas manifiestan que “este colectivo de gente sin hogar no tiene las mismas facilidades en el acceso a la asistencia sanitaria que el resto de los ciudadanos, especialmente, aquellas personas que padecen una enfermedad crónica o mental, las convalecientes que reciben el alta hospitalaria sin tener un lugar donde recuperarse y las inmigrantes en situación irregular.” En este sentido desde Caritas se reclama “una mayor coordinación socio-sanitaria y el establecimiento de protocolos y mecanismos para personas sin hogar con problemas de salud que favorezcan su autonomía y no se limiten a lo asistencial.” 

El pasado miércoles en la mañana de COPE con nuestra compañera Carmen Berzosa, estuvo Eduardo Mahiques, Director de Caritas Interparroquial de Gandía y coordinador del Centro de Atención Integral san Francisco de Borja (CAI), el hogar para las personas sin hogar de la ciudad de Gandía, y Cristina, la Asistenta Social, del CAI de Gandía.

Ellos mismos analizaron la dura situación que están atravesando muchas personas, y la necesidad de estas jornadas para encontrar nuevos modos de reforma y poder seguir ayudando a las nuevas necesidades que puedan surgir. Además, Cristina, la asistenta social, manifestó en la Mañana, que "resulta muy difícil detectar a gente que vive en la calle, o que tiene dificultades económicas. Son gente que vive de trabajos temporales, y salen a la calle a buscar dichos trabajos, van bien vestidos, pero viven en casas destrozadas, coches e incluso llegan a pasar noches en la calle." 

El CAI san Francisco de Borja, necesita de voluntarios porque es mucha la demanda, "construir una sociedad mejor es tarea de todos", expresó Eduardo Mahiques, y "observar como la gente puede aprender a ver el vaso medio lleno cuando lo veía medio vacío es muy gratificante para uno mismo", añadió.