Gandia ayuda al crecimiento personal de mujeres víctimas del delito


El curso de crecimiento personal, que empezó en octubre, fomenta recursos para una mejora de la vida diaria así como la erradicación de cualidades negativas.
Las mujeres aprenden a auto valorarse, habilidades sociales y de comunicación.




 

Gandia ayuda al crecimiento personal de mujeres víctimas del delito

Las participantes del curso de crecimiento personal se muestran más que satisfechas con la gran iniciativa que está desarrollando el departamento de Igualdad y de la Mujer, al frente del cual se encuentra la concejala Emi Climent, con la puesta en marcha de este curso, que les está ayudando a reencontrarse a sí mismas y a afrontar el mundo desde otra perspectiva.

Desde el mes de octubre, la psicóloga forense Fina Mascarell Llorens, está impartiendo estas clases con un objetivo primordial: “Que puedan disponer de herramientas internas que les ayuden a crear alternativas a las desavenencias diarias para ser más independientes y, sobre todo,  que les permitan estar en igualdad de condiciones”.

En este sentido, Emi Climent ha destacado el óptimo resultado que estas charlas están teniendo en un grupo de mujeres receptivas y muy participativas ante todos los mensajes de refuerzo positivo con los que se les ayuda a levantarse y a crecer como persona.

El curso, que se imparte todos los martes y jueves, en la Biblioteca Central de Gandia, consta de una primera parte teórica y una segunda de carácter más práctico. “Aquí se les enseña a auto valorarse, habilidades sociales y de comunicación. También se les enseña algo tan importante y vital en nuestra sociedad como conversar”, ha señalado Climent.

Otros aspectos trabajados a lo largo de estos meses son el comportamiento social eficaz, el diálogo constructivo y la asertividad. Una vez asimilados y asumidos estos primeros pasos, ahora se va a continuar caminando hacia la comunicación no verbal. Con esta faceta se abre una nueva vía de ayuda para que las mujeres puedan desenvolverse en entornos complicados. 

La motivación en todas las participantes es muy alta, porque con este curso están consiguiendo superar una barrera que parecía infranqueable. Algunas de ellas quisieron expresar por escrito sus ganas de vivir.