Una sentencia anula la concesión del agua a Aguas de Valencia que se hizo en la anterior legislatura


El famoso canon del agua de la pasada legislatura ha quedado anulado, al igual que la concesión del servicio de agua potable de Gandia que se adjudicaba a Aguas de Valencia en detrimento de Aguas de Barcelona que era quien lo ofrecía hasta ese momento.
El alcalde de Gandia, Arturo Torró comunicaba la sentencia esta mañana en rueda de prensa y también aseguraba que aunque Aguas de Valencia ya ha anunciado su recurso a la sentencia, el Ayuntamiento se plantea también recurrir la misma.




 

Una sentencia anula la concesión del agua a Aguas de Valencia que se hizo en la anterior legislatura

El Gobierno de Gandia ha recibido la sentencia del contencioso administrativo que interpuso Aguas de Barcelona en su día, porque la Junta de Gobierno aprobó la licitación de la nueva concesión de aguas potables en la que se establecía que la nueva concesionaria se haría cargo de todo aquello que se le debía a Aguas de Valencia, 86 millones de €. Esta sentencia deja sin efecto el acuerdo de la Junta de Gobierno y por tanto, no se puede llevar a cabo la licitación. Ahora, Aguas de Valencia apelará la sentencia.


El coordinador de Áreas de Alcaldía, Javier Reig, ha explicado que la sentencia considera que Aguas de Valencia tenía conocimiento de la inviabilidad de la oferta que presentaba y aún así entregó 55 millones de euros al Ayuntamiento.

Por su parte, el Alcalde de Gandia, Arturo Torró, ha añadido que el anterior ejecutivo socialista destinó el canon de 55 millones de € a otros menesteres en vez de ejecutar las obras correspondientes al Plan Director de abastecimiento de agua.


El Gobierno de Gandia considera que no tiene mucho sentido la sentencia del  Contencioso Administrativo, por lo que si es necesario también la apelarán.