Compromís per Oliva lamenta que el gobierno central no libere la AP7


Mientras rescata la segunda circunvalación de Alicante, una autopista de peaje planeada de manera irregular.




 

Compromís per Oliva lamenta que el gobierno central no libere la AP7

Compromís per Oliva ha lamentado que el Gobierno acepte el rescate de la segunda circunvalación de Alicante, una autopista de peaje planeada de manera irregular, mientras no lleva a cabo la liberación de una autopista tan amortizada como es la AP7 y tan necesaria para Oliva que sufre diariamente la N-332.

Los nacionalistas critican al Gobierno porque prioriza el beneficio de las grandes empresas y los bancos mientras se abandonan las necesidades de las personas, a las que no tienen inconveniente en seguir ahogando económicamente.

Los nacionalistas han criticado al Gobierno, que indicó que debe dar solución al conjunto de concesiones de autopistas de peaje que tienen problemas de viabilidad económica y financiera, sin más explicaciones sobre este rescate que se hará con dinero público de unas mercantiles y unos bancos que han fracasado en su modelo de negocio.

Compromís, ha manifestado que Oliva necesita la construcción de un enlace sur en el casco urbano y la de los accesos a los polígonos y otro enlace con la carretera de Pego para que el tráfico no se viera obligado a pasar por el casco urbano. También estaba sobre la mesa la propuesta de construir un enlace con la AP-7 entre Palmera y L’Alqueria. Otra de las medidas inmediatas, hasta que llegue la liberalización total en 2019, sería la de sacar los vehículos pesados de los cascos urbanos permitiendo su libre circulación por la misma AP-7.

La consellera de Infraestructuras, Isabel Bonig, citó a una reunión a los alcaldes de Oliva, Palmera, L’Alqueria de la Comtessa y Bellreguard para el mes de noviembre del año pasado pero dicha reunión, no sólo no se ha celebrado, sino que siguen sin tener noticias.