El juzgado condena a 23 meses de carcel a los empresarios que abandonaron a un trabajador tras perder el brazo


Los hechos acontecieron en 2009 cuando el trabajador, que no tenía papeles de residencia ni contrato laboral, perdía un brazo en una máquina de la empresa y fue abandonado a las puertas del hospital por uno de los propietarios de la empresa. Ahora les condenan a 23 meses de prisión




 

El juzgado condena a 23 meses de carcel a los empresarios que abandonaron a un trabajador tras perder el brazo

El Juagado de lo Penal de Gandia ha dictaminado 23 meses de prisión para los dos propietarios del horno del Real de Gandia en el que trabajaba Franns Melgar Rilles en 2009 cuando como consecuencia de un accidente laboral perdió un brazo,

Los propietarios de la empresa han aceptado cumplir con la sentencia y hacer frente a la multa económica, que ya abonaron a través del seguro en su día, por los hechos por los que han sido acusados.

Ambos han reconocido los hechos, es decir, el abandono a las puertas de Urgencias del trabajador que había perdido el brazo en una maquina. El abandono se produjo para intentar encubrir una situación de irregularidad laboral ya que el trabajador no tenía contrato ni papeles de residencia en España.