Sesenta mil personas en España precisan tratamiento con oxigenoterapia


El 9 % de la población entre 40 y 60 años padece Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), cifra que aumenta hasta un 20 por ciento cuando se trata de pacientes que superan esas edades. Aunque muchos de ellos consiguen controlar la evolución de la enfermedad gracias a un diagnóstico y tratamiento adecuados, otros evolucionan de tal manera que la enfermedad deriva en una insuficiencia respiratoria u otras complicaciones.




 

Sesenta mil personas en España precisan tratamiento con oxigenoterapia

“Cuando los niveles de oxígeno en la sangre descienden por debajo de 60 mmHg estaría indicada la oxigenoterapia crónica domiciliaria”, explica el doctor Salvador Díaz Lobato, neumólogo del Hospital Ramón y Cajal, en Madrid. Se estima que la prevalencia de la oxigenoterapia en España es de 115 por 100.000 habitantes, lo que implica que 60.000 pacientes con EPOC reciben tratamiento con oxigenoterapia.  

 

En estos casos, el paciente  debe recibir un suministro de oxígeno durante un tiempo mínimo estimado en 16 horas al día para que la terapia sea efectiva. En este punto, los contenedores de oxígeno líquido portátil suponen “una importante mejora en la calidad de vida de los pacientes, ya que les permiten salir de su casa y aumentar su movilidad, manteniendo siempre una buena oxigenación”, asegura el doctor Díaz Lobato, que participa en la Jornada de convivencia de pacientes de oxigenoterapia con sistema portátil que se celebra hoy en Aranjuez.

 

#foto2izq# El encuentro, que tiene como objetivo mostrar tanto a los pacientes como al resto de la población que es posible hacer compatible un tratamiento con oxígeno y una vida prácticamente normal, ha sido organizado por la Asociación Española de Enfermos con EPOC y otras Enfermedades Crónicas (AEPOC), con la participación del Servicio de Neumología del Hospital Ramón y Cajal de Madrid y la colaboración de la compañía del sector sanitario Carburos Médica.

 

Más de 20 pacientes, sus acompañantes y personal médico participan en esta jornada, que consiste en una visita en tren al complejo turístico de Aranjuez y una charla-coloquio a cargo del doctor Salvador Díaz Lobato, para explicar a los afectados los aspectos más técnicos del oxígeno líquido y dar a conocer datos sobre las ventajas a largo plazo de este tipo de terapia para aumentar la calidad de vida de los pacientes. Además, la mejora en la movilidad actúa directamente como factor terapéutico para los pacientes con EPOC, puesto que ejerce sobre ellos un cierto efecto rehabilitador.

  

Oxigenoterapia portátil

 

#foto3izq# Una de las formas de oxigenoterapia es la suministrada a través de un contenedor de oxígeno líquido portátil. De hecho, “un 10 por ciento de los pacientes que reciben tratamiento con oxígeno lo hacen a través de este dispositivo”, explica el doctor Díaz Lobato. La elección de un tipo u otro de oxigenoterapia depende, fundamentalmente, del tipo de vida activa que el paciente es capaz de realizar, es decir: “si sale una media de dos horas diarias a la calle, entonces, estaría indicado el uso del dispositivo portátil”, añade. Se trata de una herramienta que permite al paciente desplazarse con oxígeno fuera de casa durante varias horas (hasta 6 u 8 horas) y que se acompaña de un contenedor fijo para el almacenamiento domiciliario y uso doméstico, utilizado para recargar el equipo portátil, que puede durar hasta 10 días y que permite una gran autonomía.

 

Aunque sus ventajas en cuanto a la mejora de la calidad de vida y de la movilidad son claras, aún hay muchos pacientes que desconocen esta opción o piensan que “no está hecha para ellos”. Sin embargo, cualquier paciente que necesite oxígeno y que lleve una vida activa es susceptible de utilizar este tipo de tratamiento.

 

¿Qué es la EPOC?

 

La mayoría de los pacientes que precisan oxigenoterapia están diagnosticados de Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), una afección pulmonar que se caracteriza fundamentalmente  por la disminución de los flujos ventilatorios, dando así lugar a una obstrucción bronquial que, a la larga, conduce a la aparición de unos síntomas, entre los que el fundamental es la falta de aire o disnea. “Si la enfermedad avanza a unos niveles en los que

el aparato respiratorio es incapaz de mantener una adecuada cantidad de oxígeno en la sangre, será preciso el uso de oxigenoterapia ”, explica el experto.

 

#foto4der# El paciente con EPOC que recibe oxigenoterapia suele ser varón, con una larga historia de fumador y con unos 55 ó 60 años de edad. “Este perfil puede variar en los próximos años debido al aumento del número de mujeres fumadoras”. Cuando a estos aspectos se añaden otros problemas o patologías asociadas, como obesidad o alguna cardiopatía, entonces, puede adelantarse la edad de indicación de la terapia.

 

La primera medida terapéutica en todos los pacientes es el abandono del hábito tabáquico, responsable de la gran mayoría de los casos de EPOC. Además, antes de comenzar con la oxigenoterapia, está indicada la rehabilitación respiratoria para mejorar la condición ventilatoria y el uso correcto de broncodilatadores y corticoides inhalados. “Sólo cuando estas medidas no son suficientes para mantener una adecuada oxigenación de la sangre, ha de plantearse dar un paso más y comenzar con el tratamiento con oxígeno crónico domiciliario”, concluye el doctor Díaz Lobato.