El Campus de Gandia de la U.P.V. otorga el Premio Extraordinario de Tesis Doctoral a Miguel García Pineda


La tesis doctoral fue merecedora de una Mención Internacional y la calificación de CumLaude y, ahora, de este Premio Extraordinario. Miguel García Pineda, natural de Benissa, ha trabajado en el Instituto de Investigación para la Gestión Integrada de Zonas Costeras (IGIC) que la Universitat Politècnica tiene en el Campus de Gandia durante su etapa predoctoral y actualmente es profesor en el departamento de Informática la Universitat de València




 

El Campus de Gandia de la U.P.V. otorga el Premio Extraordinario de Tesis Doctoral a Miguel García Pineda

Miguel García Pineda, titulado en Ingeniería Técnica de Sistemas de Telecomunicación en el Campus de Gandia de la Universitat Politècnica de València y Doctor en Telecomunicaciones, ha sido merecedor de un Premio Extraordinario de Tesis Doctoral UPV por su investigación A group-based architecture and protocol for wireless sensor networks, trabajo dirigido por el profesor del Campus de Gandia de la UPV Jaime Lloret y el profesor de la University of Haute Alsace, Pascal Lorenz. En esta tesis, el investigador demuestra que dividiendo en grupos lógicos el conjunto de sensores que forman una red inalámbrica, la arquitectura es más eficiente que las existentes, se evita el reenvío de mensajes innecesarios y por tanto se produce un mayor ahorro de energía.


Según explica Miguel García Pineda, el principal campo de acción donde podría ser implementada la arquitectura que desarrolla en su trabajo es la monitorización de entornos. ‘La tesis propone su posible uso en un red de sensores para la monitorización del medio ambiente, focalizada principalmente en la detección de incendios; además el último capítulo muestra el uso de esta arquitectura en un sistema automático para la alimentación de peces en granjas marinas y la monitorización del fondo marino’, afirma García Pineda.


La investigación desarrolla una arquitectura y un protocolo de comunicación basado en grupos para redes de sensores inalámbricas. ‘La idea principal de esta arquitectura es dividir en grupos el conjunto de sensores que forman la red. Todos los nodos sensores tienen la misma funcionalidad, captar información del entorno y enviarla a través de los otros nodos a un nodo “sink”, pero en cada grupo existe un nodo denominado “head” que se encargará de delimitar el tamaño del grupo. Esta arquitectura es más eficiente que las existentes y lo hemos demostrado en esta investigación’, explica Miguel García Pineda.

Miguel García Pineda está muy satisfecho por el reconocimiento que implica este premio e indica que esto no hubiera sido posible sin la ayuda que ha tenido de sus compañeros de trabajo y su familia. También agradece la confianza que se depositó en él y que le permitió comenzar en este apasionante mundo de la universidad y la investigación. ‘Actualmente el sector de la investigación universitaria está en una situación difícil debido a la falta de financiación a nivel público por la situación de crisis y a nivel privado por la falta de unidad y confianza entre universidad-empresa.


Esto debe ir cambiando para poder llegar a ser competitivos en el desarrollo de nuevos productos y no perder el capital humano que hemos formado hasta ahora. Los investigadores debemos de apostar por una investigación de calidad y muy unida a la empresa, lo que actualmente se conoce como transferencia tecnológica, de esta forma podremos crecer con menos dificultades’, comenta Miguel García Pineda.