Voluntariado en Oliva para la preservación de los quirópteros


Conocer las especies y las zonas en las que se mueven será esencial para determinar qué medidas son las más idóneas para protegerlas y fomentar la lucha biológica contra plagas e insectos perjudiciales.




 

Voluntariado en Oliva para la preservación de los quirópteros

A través del convenio firmado por la Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Oliva y la Fundación Limne, se ha convocado una jornada divulgativa en la que se enseñará cómo se estudian las poblaciones de unos de los grupos mamíferos más amenazados en la Comunidad Valenciana: los murciélagos. La actividad cuenta con la colaboración del Fórum de Participació Ciutadana de l´Agenda 21 d’Oliva y Joves Ecologistes d’Oliva.

 

Se trata, en efecto, de un grupo de animales poco conocido, entre los que se encuentran algunas especies en peligro de extinción, como Myotis capaccini. Los quirópteros son una pieza clave en la gestión de los ecosistemas mediterráneos, siendo especialmente destacable su papel en el control de insectos y plagas. Proteger a la especie puede resultar de especial interés en zonas de cultivo agrícola y arrocero.

 

Desde 2012, la Concejalía de Medio Ambiente y Joves Ecologistes d’Oliva,  llevan fomentando la protección de los murciélagos a partir de la instalación de cajas nido en el parque de bomberos del municipio, así como en algunas casas localizadas en la Font Salada. Por su parte, la Fundación Limne, diseñó en 2013 un proyecto de voluntariado ambiental para su estudio mediante el uso de un sencillo detector de ultrasonidos -aparato que “traduce” el sonido inaudible que emiten dichos animales-. Una técnica no invasiva que permite aglutinar datos de distribución y densidades de nuestras poblaciones de murciélagos. “Pretendemos averiguar la población de quirópteros que sostenemos, en qué estado se encuentran y sobre todo, hacer un seguimiento de las cajas nido que instalamos para comprobar si han proliferado”, asegura el Concejal de Medio Ambiente, Pepe Salazar.

 

Así, el próximo día 22 de agosto, a las 20:00h en la zona de la Font Salada, se llevará a cabo una jornada medioambiental en la que se explicará a la ciudadanía partícipe, el protocolo para el estudio de esta especie valenciana con objeto de formar grupos locales de voluntariado.