Tavernes de la Valldigna impulsa el Programa Irene para evitar la violencia sexual


Informar a jóvenes adolescentes del municipio  sobre el  peligro que tiene la violencia sexual a partir de  eficientes intervenciones.




 

Tavernes de la Valldigna impulsa el Programa Irene para evitar la violencia sexual

El Ayuntamiento de Tavernes de la Valldigna, firma un convenio de colaboración con el Instituto de la Mujer para la implantación del Programa Irene, cuyo objetivo es prevenir la violencia sexual entre los más jóvenes. Un proyecto de Información, Formación y Prevención de todo tipo de agresiones verbales, emocionales y sexuales, promoviendo de esta manera la igualdad y la libertad entre los adolescentes.

 


 

La Vall aportará un presupuesto de 4.000€  con el que se financiarán las diferentes actividades programadas entre las que se incluyen jornadas de información con una duración mínima de cuatro horas, talleres de prevención a partir de ocho horas y cursos de formación. Esta iniciativa se desarrollará por primera vez en el municipio y se presenta como una manera de actuar frente a una de las manifestaciones más brutales de violencia de género: la violencia sexual.

 

El Consistorio realizará y costeará la difusión de las actividades integradas en el programa a través de carteles y publicidad. El convenio finalizará el 30 de septiembre de 2015.


Programación

 

En el programa de Irene destacarán tres tipos de jornadas. En primer lugar, se llevarán a cabo unas conferencias de información sobre agresiones sexuales dirigidas a las AMPAS, Asociaciones de mujeres, vecinales y público en general, con el objetivo de sensibilizar sobre la dimensión que tienen las agresiones sexuales en menores y adolescentes, la situación legal de estos delitos, recursos, formas de detectarlos, nuevas formas de comisión de delitos a través de la red y secuelas psicológicas.

 

En segundo lugar, se desarrollarán unos talleres de prevención e información sobre la violencia carnal dirigidos a la población adolescente a través de los centros de educación secundaria y formación profesional. Se trata de enseñar a prevenir situaciones de violencia sexual entre jóvenes, planteando las relaciones dentro del marco del respeto al otro y reforzando conductas de prevención de los posibles tipos de agresores, conocer los mitos existentes sobre su origen, aprender a mejorar las habilidades de comunicación respetando el parecer de los demás, y aumentar sus conocimientos ante nuevas formas de violencia sexual a través de la red.


Por último, finalizarán las jornadas con unos cursos de formación de asistencia primaria a víctimas de violencia sexual dirigidos a profesionales que puedan tener relación directa con las víctimas como los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, profesionales del ámbito social, sanitario o expertos en violencia, entre otros.