Tavernes de la Valldigna refuerza los turnos policiales durante la semana de fiestas


El alcalde, Jordi Juan, informó que la mayoría de los actos tienen lugar en la vía pública y por lo tanto son de competencia municipal, y que el Ayuntamiento disponía de toda la documentación y había sido estaba notificado a las partes interesadas




 

Tavernes de la Valldigna refuerza los turnos policiales durante la semana de fiestas

El concejal de Seguridad Ciudadana, Evarist Sansaloni, confirmó el refuerzo de los turnos de servicio de la Policía Local a lo largo de la semana de fiestas. La planificación incluye la atención a todos los actos para garantizar su buen desarrollo, especialmente los de mayor afluencia, caso de las noches de las sartenes, baile de disfraces y toros nocturnos.


Sansaloni hizo constar la gran afluencia de vehículos de otras poblaciones, y por tanto pidió un refuerzo de la Guardia Civil de Tráfico para prever accidentes. El capitán de la Guardia Civil también indicó que como responsables de seguridad ciudadana y orden se hacían cargo de la vigilancia de la playa y de la zona rural.


El Inspector de la Policía Autonómica informó que visitarían Tavernes para supervisar que las vaquillas se celebran conforme a la normativa que regula el espectáculo. El jefe de Policía Local recordó que los agentes locales tenían la experiencia de otros años y que todo se realiza según la normativa. De hecho, se llama un mando de la Policía Local de Tavernes como director taurino y es quien supervisa de forma directa el espectáculo de manera que no ha habido ningún problema en las últimas celebraciones.


El alcalde explicó la decisión de aplazar la mascletà del sábado ante la declaración de nivel tres de "Previfoc" por el centro de emergencias, incluyendo en la información todas las actuaciones y contactos efectuados con los técnicos del centro de emergencias y de bomberos. La decisión última le correspondía a la Alcaldía y como el río Vaca está considerado como zona forestal y la mascletà se dispara en la zona, se resolvió el aplazamiento por la seguridad de las personas y del medio ambiente. También, además de aplazar el día, y para garantizar más aún la seguridad del acto, se decidió cambiar la ubicación y también el castillo de fuegos nocturno en otra zona mucho más segura.


La Junta de Seguridad contó como asistente del Alcalde, Jordi Juan, el concejal de Seguridad Evarist Sansaloni, el Jefe de la Policía Local además del oficial secretario, oficial encargado actos de fiestas y dos agentes de la violencia género, el capitán de la Guardia Civil de Gandia, Alférez de la Guardia Civil de Tavernes, y el Inspector de la Policía Autonómica, como representante de la Consejería de Gobernación y funcionarios de la subdelegación gobierno y del departamento de violencia de género.